29 feb 2020

Ir a contenido

AVANCES EN MÓVILES

OnePlus anuncia una pantalla que se actualiza 120 veces por segundo

El nuevo panel se ha desarrollado en colaboración con la compañía Samsung y será presentado este mismo año

Pilar Enériz

OnePlus 7Pro, con pantalla de 90Hz.

OnePlus 7Pro, con pantalla de 90Hz.

La compañía OnePlus ha anunciado el lanzamiento, durante este año, de la próxima generación de Fluid Display, una pantalla de 120 Hz que incluirá otras tecnologías que convergen en la creación de un tipo de visualización más fluida. 

Esta pantalla de 120 Hz (que se actualiza 120 veces por segundo) es una evolución de la de 90 Hz con resolución QHD+ ya implementada en los últimos smartphones de la marca y que soluciona retos como la optimización de los paneles y la minimización del consumo de energía. 

Contará con una exigente configuración de hardware e irá acompañada de tecnologías como MEMC, para poder reproducir el vídeo de manera más fluida; una resolución QHD+; precisión de color más exacta; y nivel de control de brillo automático de 4096, cuatro veces más que la media de los smartphones Android de alta gama de la actualidad. La nueva Fluid Display de 120 Hz ofrecerá también un scroll más suave.

Colaboración

Como ya ocurrió con su modelo de smartphone 7 Pro, la compañía OnePlus ha cooperado con Samsung Display para crear la nueva pantalla AMOLED que utiliza materiales orgánicos emisores de luz para ofrecer mejoras en el brillo (más de 1000 nits) y una vida útil más larga.

También incluirá la tecnología MEMC para permitir el visionado de contenidos grabados a 24 o 30 fps en 60-120 fps. Esta tecnología, que se utiliza en televisores de gama alta, utiliza ajustes algorítmicos en tiempo real para insertar frames adicionales en un archivo de vídeo y mejorar  la reproducción de vídeo. Aunque la tecnología MEMC es más exigente en términos de potencia de cálculo y procesamiento de algoritmos, OnePlus ha conseguido elevar la frecuencia de fotogramas por segundo a 120 sin aumentar el consumo de energía y sin afectar al rendimiento general del smartphone.

Otras ventajas será la capacidad de ver los colores de manera más natural y generar una profundidad de color de 10 bits, proporcionando 1.024 matices de cada color primario y más de 1.070 millones de colores posibles, 64 veces más colores que los que ofrecen un modelo convencional.