Ir a contenido

EL ADN de la semana

Calor

Pere Puigdomènech

El final del mes de julio es siempre caluroso en Catalunya. Las temperaturas suben hacia los 30, los turistas empiezan a llegar y el ambiente rezuma vacaciones. Cada año nos parece que julio nunca había sido tan cálido. Este año se han publicado informes que dicen que quizá esta vez sí es verdad y que advierten de los efectos que se pueden producir si la temperatura sigue aumentando.

El 16 de julio la Administración de la Atmósfera y los Océanos de EEUU publicó un informe diciendo que junio del 2010 es el más cálido desde que existen datos. El mismo día se publicaba un informe del Consejo Nacional de la Investigación norteamericano sobre la necesidad de tomar medidas para evitar que aumenten los efectos de nuestra actividad sobre el clima. El informe se hace eco de resultados recientes que prevén el avance de las zonas áridas en regiones como la Mediterránea, el aumento de lluvias fuertes en todas partes y la reducción global de los rendimientos en la producción de alimentos. El informe recomienda que cuanto antes se actúe reduciendo la emisión de dióxido de carbono en la atmósfera menos fuertes serán los efectos sobre el clima porque el carbono atmosférico se va acumulando y es difícil reducirlo.

Pero es preciso ser conscientes de que en tiempos de crisis es difícil tomar según qué medidas. El 15 de julio tres ministros europeos de Medio Ambiente pedían que en el año 2020 las emisiones de CO2 se hayan reducido en Europa un 30%. El día siguiente importantes organizaciones empresariales europeas señalaban que si se hiciese así la industria europea perdería competitividad en un momento bastante delicado.

Las decisiones son difíciles. En EEUU las propuestas sobre reducción de emisiones de Obama están siendo diluidas y en la cumbre de Copenhague ya se vio que otros países no quieren seguir este camino. Ahora muchos nos iremos de vacaciones a buscar el frescor. Pero cuando volvamos, el calor y la economía seguirán pidiendo nuestra atención. Y deberemos trabajar para que en el futuro nosotros y nuestros hijos puedan gozar también de unas vacaciones apacibles y frescas.

0 Comentarios
cargando