Atropello

Un conductor a la fuga mata a un ciclista: conmoción en un municipio de Castellón que exige más seguridad

Los vecinos critican la degradación del entorno de Botànic Calduch y convocan una concentración

El fallecimiento del ciclista causó una fuerte impresión en esta zona de Almassora.

El fallecimiento del ciclista causó una fuerte impresión en esta zona de Almassora. / GABI UTIEL

Bartomeu Roig

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Deberán pasar varios días hasta que los vecinos de la zona de Botànic Calduch, en Almassora (Castellón), recuperen la sensación de normalidad después del trágico momento sufrido en el mediodía del miércoles. Nadie podía esperar que un coche que huía de la Guardia Civil

 desde Castellón se metería en ese entramado de calles, y que un ciclista que pasaba tranquilamente por allí, el ciudadano rumano N. C., de 27 años, encontraría la muerte de una forma tan repentina, para desesperación de sus familiares y allegados.

El cuerpo del atropellado, con la bicicleta en primer término.

El cuerpo del atropellado, con la bicicleta en primer término. / GABRIEL UTIEL BLANCO

"¿Qué ha ocurrido? Eso me gustaría saber a mí", comentó, en estado de shock, uno de los testigos presenciales del brutal impacto, que desplazó al ciclista varios metros por la calle Caridad. No se pudo hacer nada por salvar su vida, mientras la bicicleta, con las ruedas convertidas en un amasijo, mostraba con toda su crudeza lo ocurrido. Según detallaron vecinos desplazados hasta el lugar del siniestro, este testigo se encontraba en la terraza del bar situado justo en el cruce, y tuvo que ser atendido por heridas en la pierna.

Zona conflictiva

Además de la consternación provocada por el

atropello

, amplificada por la cantidad de personas que se acercaron al lugar de los hechos, el siniestro puso de manifiesto la situación que sufren los residentes de este entorno, que desde hace tiempo denuncian un incremento de la delincuencia, especialmente por tráfico y consumo de drogas. Solo hay que comprobar los comentarios de redes sociales

 de la asociación de vecinos de la zona. "Pasan los años, y todo sigue igual", comentan desde la entidad.

Ni siquiera se escapa de determinadas escenas desagradables el colegio ubicado en las inmediaciones. "Es muy triste que vivamos en una zona de Almassora que ha sido muy tranquila y desde hace unos años, casi todos los días, es un calvario por unas cosas u otras", añaden desde la entidad. Para una parte del vecindario, el accidente no es más que la gota que colma el vaso.

Concentración para pedir más efectivos

Nada más ocurrir el siniestro, en varios grupos de WhatsApp de Almassora circuló una convocatoria: el sábado 6 habrá una concentración en la plaza Pedro Cornell para reclamar más seguridad. Más efectivos de la Guardia Civil y la

Policía Local

, con el fin de recobrar la sensación de seguridad.

Familiares y allegados del atropellado, conmocionados.

Familiares y allegados del atropellado, conmocionados. / GABRIEL UTIEL BLANCO

Aunque pudiera parecer que se ha organizado a raíz de este sucesoel llamamiento se había organizado unos días antes. Ahora, la actividad cobra una nueva dimensión.

Una familia rota

Lo más desgarrador del accidente fue el dolor de los familiares del ciclista fallecido, que permaneció, tapado por una manta térmica, durante una hora hasta que se procedió al levantamiento del cadáver. "Era un buen chico, que se iba a trabajar en su bicicleta", comentó un vecino congregado en el fatídico cruce. La madre no pudo soportar la tensión del momento y llegó a desmayarse. Fue trasladada en un coche, presumiblemente para ser atendida del ataque de ansiedad.

Momento en el que la Policía Local retira la bicicleta del fallecido.

Momento en el que la Policía Local retira la bicicleta del fallecido. / GABRIEL UTIEL BLANCO

La Policía Local de Almassora empezó a recabar testimonios en el lugar de los hechos, mientras que la Guardia Civil colaboró en el acordonamiento de la zona. El cruce entre las calles Caridad y Juan de Austria comenzó a vaciarse de gente a partir de las 14.30 horas. Ahora todos esperan que se haga justicia.

Suscríbete para seguir leyendo