Nuevo crimen machista

Prisión provisional para un hombre por matar presuntamente a su pareja en Cambrils (Tarragona)

  • Los vecinos explican que oyeron gritos y uno ha dicho a la policía que oyó "una especie de gemido y un golpe seco en el suelo, como si algo cayera"

Entrada a los juzgados de Reus.

Entrada a los juzgados de Reus.

1
Se lee en minutos
El Periódico

El Juzgado de Instrucción 1 de Reus (Baix Camp, Tarragona) ha enviado a prisión provisional sin fianza a un hombre por presuntamente matar a su pareja. Además de por homicidio, le investiga por los delitos de quebrantamiento de condena -tenía una orden de alejamiento- y maltratos en el ámbito familiar.

En el auto, consultado por EL PERIÓDICO, el juez expone que la pareja discutió el viernes por la mañana en casa de ella, situada en la localidad costera de Cambrils (Baix Camp): él afirma que se fue del piso, pero volvió sobre las 17.15 horas diciendo que quería recoger comida y unas cuchillas de afeitar, y volvieron a discutir.

Documento

Auto del Juzgado de Instrucción 1 de Reus sobre el presunto crimen machista de Cambrils

Gritos y "un golpe seco en el suelo"

Varios vecinos han explicado que oyeron gritos sobre esa hora de la tarde, y uno ha explicado a la policía que oyó "una especie de gemido y un golpe seco en el suelo, como si algo cayera".

El investigado asegura que se fue después de la segunda discusión y, al darse cuenta de que ella no contestaba sus mensajes de Whatsapp, volvió a la casa sobre las 20 horas.

En cambio, el juez sospecha que se quedó allí esperando un tiempo suficiente "para que el cuerpo ya estuviera frío, incluso los labios morados, intentando así demostrar que cuando llega al domicilio sobre las 20 horas el cuerpo ya estaba sin vida".

Llamó él mismo a emergencias

El propio sospechoso llamó al teléfono de emergencias 112 a las 20.32 horas, y dijo que la víctima estaba "tendida en el suelo, muy fría, morada y sin reacción".

Noticias relacionadas

El juez explica que desde las 17 horas, cuando le vieron entrar en el piso, hasta la llamada de las 20.32 horas, hay un margen en el no se ha demostrado dónde estaba el investigado, y tampoco ha dado "una explicación razonable" de las lesiones que tenía cuando le arrestaron, a pesar de haber declarado que no hubo agresiones físicas durante la discusión con la víctima.

Por eso, el juez considera que hay "indicios suficientes" para enviarle a prisión provisional por el homicidio, y recuerda que él mismo ha reconocido que incumplió la orden de alejamiento.