Dispositivo en marcha

Detenidas 18 personas por pillaje en Barcelona durante los disturbios por Hásel

Un manifestante en el centro de Barcelona, frente a un contenedor ardiendo, el miércoles.

Un manifestante en el centro de Barcelona, frente a un contenedor ardiendo, el miércoles. / ELISENDA PONS

Se lee en minutos
Guillem Sánchez
Guillem Sánchez

Redactor

Especialista en Sucesos, tribunales, asuntos policiales y de cuerpos de emergencias

Escribe desde Barcelona

ver +

Los Mossos d'Esquadra y la Guardia Urbana de Barcelona han activado este jueves a primera hora de la mañana un dispositivo en diferentes municipios del Área Metropolitana para arrestar a 18 personas implicadas en actos de pillaje y robos con fuerza en establecimientos comerciales que se produjeron en la capital catalana en el marco de las protestas que se iniciaron el pasado 16 de febrero tras el encarcelamiento de Pablo Hásel. Fuentes policiales subrayan que estas detenciones deben desvincularse de las manifestaciones porque se han centrado en sospechosos de cometer delitos contra el patrimonio.

Poco después de los incidentes, las respectivas unidades de investigación de los distritos de Barcelona o de los municipios afectados, abrieron diligencias para identificar y localizar a los autores de robos con fuerza en comercios y entidades bancarias, daños y actos de pillaje y saqueos.

Del análisis del perfil de estas personas identificadas, aclaran en un comunicado los Mossos, se desprende que no pertenecen a ningún grupo organizado y que su perfil responde a personas, en su mayoría menores, que, aprovechando el anonimato que proporciona la gran cantidad de concentrados que participaban en las diferentes manifestaciones, aprovecharon la situación para realizar actos vandálicos indiscriminados a los diferentes establecimientos del centro de la ciudad. Rompían las cristales de negocios de ropa deportiva, por ejemplo, y salían cargados con camisetas y zapatillas.

Noticias relacionadas

Hasta ahora, en Barcelona, los equipos conjuntos de los dos cuerpos policiales han detenido a 8 personas, y en el resto de municipios cercanos a la capital catalana se han detenido a diez más. De los detenidos, hay doce menores y el resto son mayores de edad. Entre los detenidos hay también cinco sospechosos de comprar y revender en el mercado negro el material sustraído. De las personas arrestadas, más de la mitad tienen antecedentes policiales, casi todos relacionados con delitos contra el patrimonio.

El dispositivo continúa abierto y no se descartan más detenciones.