Organización criminal

Cae una red de 22 traficantes que escondía la cocaína en coches trucados

  • La Policía Nacional ha desmantelado una estructura que compraba droga en el extranjero para venderla en Catalunya

  • En la última de las cuatro fases de una investigación de un año y medio, ha sido arrestada la cúpula del grupo criminal

Sistemas para ocultar droga en un vehículo. / El Periódico

Se lee en minutos

La Policía Nacional ha desarticulado una red de tráfico de cocaína que suministraba la droga en ciudades como Barcelona, Sabadell o Terrassa. En una investigación apodada ‘prebenda’ y que arrancó hace un año y medio, los agentes han arrestado a un total de 22 personas integrantes supuestamente de un entramado que adquiría la droga en el extranjero y la distribuía por Catalunya ocultándola en coches trucados. El 19 de enero fueron detenidos el jefe de la estructura y los 'socios' capitalistas que ponían el dinero para comprar la cocaína. “Eran personas que llevaban un tren de vida muy alto y que se dedicaban solo a esta actividad”, subrayan fuentes policiales.

El caso arrancó al detectarse en octubre de 2019 que cerca de la comisaría de Sabadell, en el barrio de la Creu Alta, había algunos camellos que movían pequeñas dosis de cocaína. Al tirar de ese hilo, los investigadores del Grupo 1 de la policía de la capital del Vallès Occidental llegaron –gracias a seguimientos e intervenciones telefónicas– hasta el jefe de la organización, un hombre de nacionalidad marroquí y contactos en el extranjero para adquirir cantidades importantes de cocaína y hachís.

Desde entonces, ha habido cuatro operaciones distintas. La más importante ha sido esta última, desplegada el pasado martes, contra la cúpula de la red. La mayoría de los miembros de la organización son de nacionalidad española y marroquí. Durante los registros, practicados en 14 domicilios –8 viviendas (4 en Sabadell, 2 en Terrasa, 1 en Rubí y 1 en Barcelona), 4 locales (3 en Sabadell y 1 en Sant Quirze del Vallés), y 2 garajes (Sabadell), han aparecido casi 3 kilogramos de cocaína, 100 gramos de Ketamina, 6 gramos de polvo de ángel, 600 gramos de hachís, 23 de MDMA y 2.700 de marihuana. Asimismo los agentes hallaron 22.000 euros en efectivo y armas de fuego simuladas .

Te puede interesar

El entramado usaba coches como un Seat Altea, un Citroën C3 o un Peugeot Bipper para repartir la droga por las principales ciudades catalanas. Eran coches modestos que no levantaban sospechas, a diferencia de los que conducían los responsables de la organización, de gama alta –un Porsche y un Mercedes, ambos intervenidos junto a un yate–. Además contaban con compartimentos secretos abiertos en la carrocería que solo se abrían con llaves falsas o haciendo combinaciones en las que intervenían el contacto de vehículo o el freno de mano, tal como muestra el vídeo que acompaña la noticia.

Los ocho arrestados, que elevan a 22 el total de personas arrestadas en operativos anteriores del caso ‘Prebenda’, pasarán este viernes a disposición del juzgado de Sabadell que ha instruido la investigación. La policía considera a los sospechosos autores de los delitos de tráfico de drogas, de pertenencia a grupo criminal y de blanqueo de capitales. Este último debido a que el entramado contaba con dos empresas sin actividad que usarían para lavar el dinero obtenido con la distribución de cocaína.