En Sant Carles de la Ràpita

El peligro de los flotadores gigantes: el rescate de una niña arrastrada por la corriente

La pequeña, de 4 años, fue rescatada fuera de su flotador de unicornio

El peligro de los flotadores gigantes: el rescate de una niña arrastrada por la corriente

Salvamento Marítimo

Se lee en minutos

Efectivos de Salvamento Marítimo salvaron este martes a una niña de 4 años que había sido arrastrada por la corriente en la playa del Trabucador, en Sant Carles de la Ràpita, en el delta del Ebro, cuando navegaba con un flotador.

Cuando los padres de la pequeña se percataron de la desaparición de su hija, que estaba en el agua con un flotador en forma de unicornio, avisaron inmediatamente a los servicios de emergencias, a las 14.10.

La corriente se había llevado la pequeña mar adentro, hasta que finalmente a las 15.45 ha sido localizada intentado mantenerse a flote a unos metros del flotador.

Al recibir el aviso de alerta, efectivos de emergencias han puesto sus dispositivos en marcha y Salvamento Marítimo ha hecho salir al helicóptero Helimer 220 de su base y también la embarcación Salvamar Achernar desde el puerto de la Ràpita.

A las 15.43 horas, la Salvamar Achernar localizó el flotador, sin la niña encima, por lo que también se activaron efectivos de los buzos de los Bomberos y las barcas de Tortosa y Amposta se sumaron al rescate, pero en solo dos minutos vieron a la niña nadando ilesa y la pudieron recoger y trasladar a la Ràpita.

Alerta por los flotadores gigantes

Te puede interesar

El suceso se produce días después de que  la plataforma 'Canarias, 1500 Km de Costa' advirtiera del peligro de utilizar en el mar los grandes flotadores debido al desplazamiento que causan el viento y el oleaje desde la costa hacia alta mar.  El boom arrancó hace un par de años y se sumaron numerosos famosos colgando en las redes fotos con flotadores gigantes.

En un comunicado, la plataforma explicó que este aviso se produce después de que varios medios de comunicación del Reino Unido hayan informado de más de 20 rescates en las costas inglesas y tras el anuncio de las autoridades británicas pidiendo que solo se usen los inflables en las piscinas.