Ir a contenido

robos con fuerza

Los atracos más espectaculares en Catalunya de los últimos años

El asalto a una joyería de un centro comercial de Castelldefels se suma a la lista de este tipo de delitos

El Periódico

Secuencia registrada por un peatón que muestra el atraco del pasado 22 de febrero.

El atraco a tiros de una joyería en un centro comercial de Castelldefels este lunes pasa a engrosar la lista de las más espectaculares acciones delictivas de este tipo en Catalunya. Estos son algunos de de los que han levantado más polvareda en los últimos años.

En un McDonalds. El último en tener repercusión mediática. Ocurrió el pasado 3 de junio. Unos atracadores asaltaron un McDonald's de Sant Vicenç dels Horts (Baix Llobregat) y golpearon y maniataron con bridas a los empleados. Robaron todo el dinero acumulado durante la jornada y escaparon.

En tienda de compraventa de oro. Bautizados como la nueva 'banda de Horta', unos atracadores asaltaron a mano armada y a plena luz del día una tienda de compraventa de oro en la calle del Secretari Coloma del barrio de Gràcia de Barcelona. La emprendieron a martillazos con el escaparate hasta que lo rompieron y se enfrentaron a algún transeúnte pistola en mano. Ocurrió el 22 de febrero del 2017.

En una joyería. Una semana antes del robo anterior, los integrantes de la misma banda asaltaron violentamente una joyería del distrito de Sant Andreu. Dos meses después, los Mossos lograron desarticular esa organización criminal, a la que atribuyeron 14 atracos.

Atraco con rehenes en un banco. Ocurrió en una sucursal bancaria de Girona. Dos individuos armados intentaron atracar en una oficina de CaixaBank y tomaron como rehenes a la directora, los otros cuatro empleados y los clientes presentes. Finalmente, al verse acorralados por los Mossos, decidieron entregarse. Fue en abril del año pasado.

Imágenes del atraco y de la liberación de rehenes en la sucursal de ’la caixa’ del carrer Pau Casals de Girona.  / ACN

Golpe a los Pink Panters. Esta vez fue un golpe frustrado, pues los GEO y la Policía Nacional lograron detener a cinco miembros de la banda internacional de ladrones conocida como Pink Panters. Los cacos asaltaron el 5 de agosto del 2016 una joyería del paseo de Gràcia de Barcelona, donde uno de ellos, con peluca y pistola, rompió el escaparate para llevarse anillos y pendientes. Pero la policía les pisaba los talones y logró apresarles.

Antes de Navidad. Cuatro personas irrumpieron de forma violenta en una joyería de un centro comercial de Barcelona y sustrajeron 210.000 euros en joyas. Un guardia de seguridad los persiguió y los ladrones abrieron fuego contra él. En noviembre del 2017 los Mossos d'Esquadra lograron detener a uno de ellos.

El falso atraco. Inicialmente fue un atraco en toda regla en supermercado de la cadena Condis en Martorell, pero finalmente la regla se rompió: los Mossos averiguaron que la cajera estaba implicada en el robo. Es decir, que cuando un hombre armado con un cuchillo y con la cara tapada se llevó todo el dinero de la caja, a la empleada del establecimiento no le pilló por sorpresa. El ladrón era primo de su padre.

Temas: Robos