Salud

Trasplantado en Italia por primera vez un corazón que había dejado de latir durante 20 minutos

La detección por análisis de sangre y los nuevos fármacos cambian el paradigma del alzhéimer

Investigadores españoles descubren un paso clave en la propagación del alzhéimer

Según el equipo médico, este hito podría aumentar el 30% el número de trasplantes a corto plazo

Trasplante

Trasplante / EFE /Julien de Rosa

EFE

EFE

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

El hospital italiano de la ciudad de Padua ha realizado el primer trasplante de un corazón que había dejado de latir durante 20 minutos, en la primera operación de estas características en el mundo y que da esperanzas en el futuro para este tipo de intervenciones.

Se trata del primer trasplante con tiempos de reactivación tan largos del músculo cardiaco, explicaron sus responsables durante la presentación este lunes a la prensa.

“Hemos sido los primeros en el mundo en demostrar que un corazón que ha cesado toda actividad eléctrica durante 20 minutos puede usarse para un trasplante de corazón”, dijo Gino Gerosa, director de cirugía cardiaca en Padua.

20 minutos de parada cardiaca

La excepcionalidad radica precisamente en los tiempos, pues el trasplante de corazón de un donante en paro cardiaco es una realidad desde hace tiempo, pero se autoriza solo entre 3 y 5 minutos después de producirse un electrocardiograma plano.

Sin embargo en Italia, para declarar la muerte cerebral, la ley impone esperar 20 minutos, detallaron.

“Durante mucho tiempo se pensó que no se podía hacer, pero nosotros creímos en ello y, una vez que tuvimos la autorización del Centro Nacional de Trasplantes, lo logramos al primer intento”, explicó Gerosa.

Evolución favorable

El donante era un hombre que sufría de muerte cardiaca, con daño cerebral contextual e irreversible, que hacía inútil cualquier intento de reanimación.

Según el especialista, “este resultado extraordinario podría conducir a un aumento del 30% en el número de trasplantes en un periodo de tiempo relativamente corto”.

La operación se realizó el pasado 11 de mayo, a un hombre de 46 años con una cardiopatía, que ya había sido intervenido como paciente pediátrico, y llevaba dos años en lista de espera para un trasplante.

El paciente sigue en cuidados intensivos, pero la evolución es favorable, “el corazón funciona muy, muy bien”, aseguró Gerosa.