ENTREVISTA

Carles Sierra: "La inteligencia artificial permite aprender más y mejor"

La exposición #LaNUBE{IA]}, en CaixaForum València, explora las oportunidades y los riesgos de la inteligencia artificial en la educación

Carles Sierra, director del Instituto de Investigación en Inteligencia Artificial del CSIC y comisario de la esxposición #LaNUBE{IA}, la semana pasada, en Valencia.

Carles Sierra, director del Instituto de Investigación en Inteligencia Artificial del CSIC y comisario de la esxposición #LaNUBE{IA}, la semana pasada, en Valencia. / Mercedes Herrán

4
Se lee en minutos
Montserrat Baldomà

Director del Instituto de Investigación en Inteligencia Artificial del CSIC, Carles Sierra es comisario de #LaNUBE{IA}, una exposición organizada por EduCaixa, el programa educativo de la Fundación ‘la Caixa’, en CaixaForum València. La muestra explora las oportunidades y los riesgos de la inteligencia artificial en la educación a través de un recorrido interactivo con seis proyectos de investigación punteros.

¿Inteligencia artificial para mejorar la inteligencia humana? 

La inteligencia artificial complementa nuestra inteligencia, nos ayuda a resolver problemas. Y en tanto que la complementa, está extendiendo nuestras capacidades. Quizás sí que aprenderemos a hacer las cosas mejor, de forma más eficiente una vez colaboremos con inteligencias artificiales.

¿Cómo ayuda la IA a los objetivos de la educación?

Para mí, el ejemplo más obvio es el del aprendizaje adaptativo. Todos tenemos la imagen del profesor con muchos alumnos en el aula. Y cómo este profesor se las ve y se las desea para poder atender la diversidad y los conocimientos de cada alumno, que son diferentes. Eso puede hacerlo una inteligencia artificial a través de acciones individualizadas. Unas horas a la semana, el alumno puede interactuar con un sistema para una determinada materia, de forma que el sistema pueda saber lo que sabe, lo que no sabe, dónde comete errores, qué ejercicios ponerle…en definitiva, lo que más le conviene a ese alumno en particular. Pero hay más ejemplos de utilidad, como formar equipos para que no haya equipos buenos y malos, sino que todos sean lo máximo de buenos posibles, o detectar casos de dislexia o de ‘bullying’.

¿Con la inteligencia artificial se aprende más y mejor?

Sí, creo que se aprende más y mejor en la medida en que el sistema adapta el aprendizaje y el ritmo de ese aprendizaje a cada individuo.

¿Es válida para todas las etapas de la educación?

De los cinco años hasta el nivel universitario hay aplicaciones que funcionan muy bien. Pero no solo esto, hay una gran oportunidad para la inteligencia artificial que es el aprendizaje a lo largo de la vida. Pensemos que la inteligencia artificial es un objeto digital. Por tanto, fácilmente replicable y, si se hace bien, puede salir gratis para todo el mundo. La inteligencia artificial democratiza el aprendizaje.

¿Cuáles son los puntos clave para una adecuada implementación de la IA en la enseñanza?

El tema clave es la formación del profesorado. Hay muchas herramientas disponibles hoy en día, pero el profesor debe conocerlas y aplicarlas en el día a día del aula. El segundo elemento es que, si queremos que esto sea accesible para todo el mundo, los organismos públicos, además de facilitar la formación del profesorado, deberían facilitar la creación de contenidos. Al profesorado se le debería permitir tener unas horas para preparar este material. Por tanto, hay una parte de inversión pública importante. 

Hablamos de IA en las aulas, pero aún hay brecha digital. Lo vimos y de qué manera durante la pandemia.

Es un tema que hay que vigilar, que todo el mundo tenga un acceso igualitario a estos recursos y que no se discrimine, como pasa con otras tecnologías digitales.

#LaNUBE{IA} muestra las oportunidades y riesgos de esta tecnología. ¿Hay que incidir en la educación en IA para que se haga un buen uso?

Por supuesto, y hacerlo desde las primeras etapas de la educación, y así lo reconoce la Unesco. Es decir, tenemos que conseguir que los alumnos y las familias sepan qué es la IA para tener criterio a la hora de decidir. La ciudadanía tiene derecho a conocer sus derechos digitales.

¿Cuáles son los retos de futuro?

Además de la formación del profesorado, que es un reto mayúsculo, y la generación de contenidos, un reto también muy importante es el establecimiento de mecanismos que garanticen el respeto a la privacidad de los datos de los alumnos.

Noticias relacionadas

¿Veremos algún día un algoritmo sustituyendo a un profesor?

Veremos algoritmos sustituyendo trabajos pesados, repetitivos y de poca calidad que hacen los docentes, como por ejemplo, corregir ejercicios. Y eso dará a los profesores más tiempo de calidad para dedicarlo a lo que realmente importa que es facilitar y guiar a los alumnos en el proceso de aprendizaje. Pero no los sustituirán, serán un complemento de la tarea educativa. No sustituirán esos elementos empáticos, sociales, de calor que tienen las personas en el proceso educativo. El peligro es que al final solo la gente con recursos tenga acceso a esa enseñanza de calidad humana y que los más desfavorecidos se queden con los sistemas de IA. Eso hay que vigilarlo. 

Un futuro de oportunidades

EL PERIÓDICO y Fundación ‘la Caixa’ dan voz a los perfiles sociales, culturales y científicos que con su esfuerzo están creando una sociedad con más oportunidades para todos.