Atropello en la C-243

Los Mossos arrestan al conductor fugado que ha matado a dos ciclistas en Castellbisbal

Se teme por la salud de un tercer hombre herido en uno de los peores accidentes con ciclistas en Catalunya

4
Se lee en minutos
Guillem Sánchez
Guillem Sánchez

Redactor

Especialista en Sucesos, tribunales, asuntos policiales y de cuerpos de emergencias

Escribe desde Barcelona

ver +

Los Mossos d'Esquadra han arrestado a última hora de este domingo al conductor de un vehículo que por la mañana ha embestido a un grupo de ocho ciclistas del Club Ciclista Rubí que circulaba por la C-243, a su paso por el municipio de Castellbisbal (Vallès Occidental), y se había dado a la fuga. Dos de los ciclistas han muerto a consecuencia del violento impacto, uno de ellos en el mismo lugar de los hechos y el otro, cuando ya había sido hospitalizado en el Hospital de la Vall d'Hebron. Se teme también por la vida de un tercer ciclista que se encuentra ingresado en estado crítico en el Hospital de Bellvitge. Los dos fallecidos eran de la propia localidad de Rubí y contaban con 67 y 72 años de edad. El ayuntamiento de la localidad ha decretado tres días de luto. Se trata de uno de los peores siniestros en los que se han visto implicados ciclistas de los últimos años.

El conductor que ha protagonizado el brutal choque contra el pelotón ha invadido el carril del sentido contrario y los ha arrollado. Tras el atropello, en lugar de asistir a los heridos o avisar a los equipos de emergencia, se ha dado a la fuga. A pesar de que el cristal delantero de su vehículo estaba completamente destrozado y no existe posibilidad alguna de que no fuera consciente del daño que había causado a los ciclistas. Pero ha huido.

Ha conducido en ese estado hasta Martorell, y allí ha abandonado el coche en una plaza del vecindario de Ca N'Amat. La policía local lo ha hallado enseguida, y ha avisado a los Mossos. Más o menos al mismo tiempo que desde Vall Hebron llegaban las peores noticias que anunciaban la muerte del segundo ciclista.

Investigación en marcha

El coche ha sido trasladado a dependencias de los Mossos de Esquadra, donde permanecerá preservado hasta mañana, cuando está previsto que agentes de la policía científica lo inspeccionen a fondo. Según fuentes policiales consultadas por EL PERIÓDICO, no ha bastado con seguir el rastro de la matrícula para llegar hasta el conductor fugado. Se trata de un vehículo que cambió de propietario recientemente. Y ni la antigua dueña ni la actual estaban al volante este domingo ni tampoco han facilitado el nombre de la persona que podría estar conduciendo esta mañana. Pero los Mossos han podido dar con él poco antes de las diez de la noche, cuando ya tenían claro a qué entorno familiar pertenecía, tal como ha avanzado la periodista Anna Punsí y ha podido confirmar EL PERIÓDICO. El choque ha sido muy violento, tanto que en el interior del vehículo hay cristales y sangre. Recoger esas muestras, sobre todo las biológicas, será decisivo para confirmar que el sospechoso arrestado es el conductor.

Además de los dos fallecidos, otros dos ciclistas, uno herido crítico y el otro de poca gravedad, que permanecen ingresados en el Hospital de Bellvitge. Preocupa mucho el estado del paciente más grave. Los sanitarios desplazados al lugar de los hechos han atendido a un ciclista herido leve, que ha sido dado de alta en el mismo lugar del atropello. Los otros tres deportistas que formaban el grupo resultaron ilesos. 

Los Mossos d'Esquadra han recibido el aviso del accidente a las 10.47 horas. Hasta el lugar de los hechos, cerca de la estación de FGC Martorell Vila, se han desplazado cinco patrullas de la policía catalana, cinco dotaciones de los Bombers de la Generalitat, cinco ambulancias del Sistema d'Emergències Mèdiques (SEM) y un helicóptero medicalizado. La carretera ha estado cortada durante más de dos horas y se ha reabierto al tráfico alrededor de las 13 horas.

111 personas muertas vías interurbanas

Este 2022 ya han muerto 111 personas en accidentes ocurridos en vías interurbanas de Catalunya, ha indicado Trànsit. De este total, seis son ciclistas, cuatro más que en el mismo periodo del año pasado. Solo en el último mes, por ejemplo, cabe reseñar la muerte de una persona que circulaba en bicicleta en Muntanyola (Osona) al ser embestido por un camión, el 25 de julio, así como el atropello de otro, en Sant Feliu de Buixalleu (La Selva), que resultó herido crítico, el 2 de agosto.

Noticias relacionadas

Más allá de las carreteras catalanas, en concreto en Níjar (provincia de Almería), el 24 de julio, un vehículo arrolló a dos ciclistas e hirió a otro en Níjar. El conductor, de 24 años, invadió el carril contrario a una velocidad excesiva en una curva, según la DGT, y dio positivo en el control de alcoholemia con una tasa de 1,07 mg/l. Quedó detenido acusado de dos delitos de homicidio por imprudencia y otro contra la seguridad vial.

Para combatir estos altos índices de mortalidad, la Dirección General de Tráfico hizo campaña en julio recordando cuál debe ser el proceder de los conductores en el momento de adelantar a un ciclista. Así, en la maniobra de aproximación a un ciclista o grupo de ciclistas, hay que reducir la velocidad en 20 kilómetros por hora y mantener la distancia de seguridad y adelantar siempre que no exista peligro, dejando 1,5 metros de distancia, aunque para ello haya que 'pisar' la línea continua.