Investigación

Una mujer denuncia a un hotel para perros de Ibiza por la muerte de su mascota

Desde el establecimiento aseguran que atendieron al animal correctamente y piden que se espere a conocer el resultado de la necropsia al animal

Una mujer denuncia a un hotel para perros de Ibiza por la muerte de su mascota

Epi_rc_es

2
Se lee en minutos
David Ventura

Una vecina de Sant Antoni, en Ibiza, ha denunciado a un conocido hotel para perros por la muerte de su mascota, un american bully de 22 meses de edad. La mujer interpuso la denuncia ante el Juzgado de Instrucción número 2 de Ibiza el pasado día 17 agosto, y acusa al hotel de animales de "negligencia" en la atención a la mascota fallecida.

Según explica la denunciante, dejó a su perro en las instalaciones el día 25 de julio. El animal había sido mordido unos días antes por una serpiente, lo que le provocó un bulto con líquido en el lugar de la mordedura: "Le dimos la cartilla del veterinario que llevaba a Dushka -el nombre de la mascota- pero no la quisieron. Les comentamos que estuvieran atentos, ya que el 17 de agosto le tenían que poner un drenaje para soltar el resto del líquido".

La denunciante señala que durante las tres semanas que estuvieron fuera de la isla, enviaron regularmente mensajes por Whastapp a los encargados del hotel para pedirles información sobre el estado del animal y fotos, pero que no recibieron ninguna respuesta: "Les envié un mensaje el 7 de agosto diciéndoles que por favor que lo cuidasen mucho, que es parte de la familia. Les contacté para pedirles una foto y no me respondieron".

Cuando el 14 de agosto fue a recoger a su mascota, se encontró con la desagradable sorpresa de que había fallecido la noche pasada: "Mi sorpresa es cuando veo el cuerpo del perro y presenta laceraciones en la piel, ampollas y las patas quemadas. Una imagen dantesca". La mujer denuncia también la escasa empatía del hotel, ya que "para compensarme me ofrecieron un cachorro de labrador, en plan ‘a rey muerto, rey puesto’". El cuerpo del animal se encuentra en estos momentos en una cámara frigorífica, esperando su traslado a la península para que se le efectúe una necropsia.

La versión de los denunciados

Un portavoz del hotel para perros ha negado las acusaciones de negligencia o maltrato y ha asegurado que son "difamaciones": "Hay que esperar a que la necropsia diga lo que ha pasado. Hasta entonces, no se puede asegurar nada". Y niega también que el cuerpo de la mascota presente quemaduras.

Noticias relacionadas

Explica que cuando el american bully llegó al hotel "no estaba bien" por la picadura que tenía de la serpiente y que le llevaron a una consulta veterinaria. Aseguran que durante la estancia de tres semanas "se le ha tratado muy bien, lo hemos sacado a pasear, lo hemos refrescad"» y que, durante la ola de calor, todos los perros han recibido "dos duchas diarias".

Recuerda también que a lo largo de sus 30 años de historia han pasado un total de 25.000 perros por sus instalaciones, con "una incidencia insignificante de fallecimientos".