Paliza e insultos

Los Mossos investigan una brutal agresión homófoba a un hombre en Girona

La víctima recibió un puñetazo en el ojo, patadas e insultos, y afirma que pasó "mucho miedo"

Tato Leal, víctima de una agresión homófoba en Girona, explica los hechos. / FOTO Y VÍDEO: ACN / GERARD VILÀ

2
Se lee en minutos
ACN

Los Mossos d'Esquadra investigan una agresión homófoba a un joven de Girona que recibió una paliza e insultos. La víctima, Tato Leal, ha explicado que le sorprendieron dos hombres y que pasó "mucho miedo". "Enseguida me vino a la cabeza el caso de Samuel de Galicia y otros momentos. La verdad es que me asusté mucho", remarca.

La víctima volvía a casa alrededor de las cinco y media de la mañana del domingo 20 de marzo y llevaba puesta una mascarilla con el arco iris. Inicialmente, pretendía tomar un taxi en la avenida Ramon Folch, pero no encontró disponible y decidió volver caminando hacia el barrio de Sant Narcís.

Cuando pasaba por el Parc Central, dos hombres de entre 30 y 40 años le pidieron tabaco. El joven les dijo que no fumaba y siguió caminando. De repente, uno de los agresores le dio un empujón y luego le pegaron un puñetazo en el ojo.

La paliza continuó con patadas constantes e insultos como "maricón de mierda", "no deberías haber nacido" y "te violaremos". Leal ha asegurado que "en ningún caso" hubo motivo alguno para ser agredido y que los insultos empezaron "gratuitamente". "Solo por llevar una mascarilla con el arco iris me cayó un 'maricón de mierda' por la cara", ha lamentado.

Al cabo de unos minutos, un miembro de seguridad privada de la estación de trenes salió a apoyar al joven para protegerle.

En ese momento los dos agresores se detuvieron y al ver que llegaban más miembros de seguridad huyeron corriendo de la zona en dirección a la estación del AVE.

Acto de repulsa por la agresión homófoba de Girona. / FOTO Y VÍDEO: ACN / GERARD VILÀ

Acto de apoyo

A raíz de la agresión, que se ha conocido hoy pese a producirse el 20 de marzo, se ha organizado un acto de apoyo a la víctima. Ha domingo en la plaza del Vi de Girona, en el que han asistido una cincuentena de personas de diversas entidades y partidos políticos. Al final se ha leído un manifiesto de condena en las agresiones contra el colectivo LGTBI.

Noticias relacionadas

Leal ha pedido que no se toleren estos actos porque "no puede ser que por ser diferentes o pensar diferente pasen estas cosas". "Esto no puede volver a ocurrir, hay que acabar. No es una pelea, es lincharte por hacer daño, por odio", señala.

El miembro de la plataforma LGTBI en Girona Pau Gálvez ha advertido que "hay un goteo de este tipo de agresiones en la provincia y ha lamentado que la situación "no es lo suficientemente visible".