8M Día Internacional de la Mujer

Maria Eugènia Gay: "A las mujeres nos falta más empoderamiento"

  • La delegada del Gobierno en Catalunya repasa en el 'afterwork' de EL PERIÓDICO los retos del colectivo femenino

  • "A las empresas les pediría que se sintieran mal al ver que en los puestos de responsabilidad solo hay hombres"

La delegada del Gobierno en Catalunya, Maria Eugènia Gay, durante el ’afterwork’ de EL PERIÓDICO, con la directora adjunta del diario, Gemma Martínez.

La delegada del Gobierno en Catalunya, Maria Eugènia Gay, durante el ’afterwork’ de EL PERIÓDICO, con la directora adjunta del diario, Gemma Martínez. / JORDI COTRINA

5
Se lee en minutos
Montse Baraza
Montse Baraza

Periodista

ver +

La delegada del Gobierno en Catalunya, Maria Eugènia Gay, ha sido este 8-M, Día Internacional de la Mujer, la protagonista del 'afterwork' de EL PERIÓDICO, un ciclo de encuentros abiertos a los lectores del diario con personajes destacados de nuestra sociedad. Conducida por la directora adjunta del diario, Gemma Martínez, la charla repasó todos los frentes que las mujeres tienen abiertos y que hacen necesarias las reivindicaciones feministas "no solo el 8-M, sino cada día", como insistió Gay. La delegada del Gobierno y exdecana del Col·legi de l'Advocacia de Barcelona urgió a las mujeres a tener confianza en sí mismas. "Nos falta más empoderamiento, más seguridad. Todas nos hemos de sentir empoderadas, con confianza para tomar decisiones, para asumir retos y responsabilidades, para dar un paso al frente", señaló. Y recordó que las mujeres han alcanzado unos niveles de formación "excelentes" ("estamos muy preparadas") y trabajan "buscando la excelencia, con rigor, seriedad". "Tendemos a hacer las cosas bien. Somos aplicadas por naturaleza", añadió.

"Cada día ha de ser 8-M y cada día hemos de salir a reivindicar, a defender y a no dar ni un paso atrás" 

Aunque admitió que se ha avanzado "muchísimo" y que a ello han ayudado políticas del Gobierno como la equiparación de permisos de paternidad y maternidad, la ley del sí es sí, la reforma laboral, o medidas en favor de la igualdad y la conciliación, Gay mostró su preocupación por dos de las trabas que se siguen encontrando las mujeres en su día a día: la brecha salarial y el techo de cristal. Sobre el primer aspecto, la delegada calificó de "alarmante" que haya una diferencia del 20% entre el salario de un hombre y una mujer para un mismo cargo y con igual preparación y experiencia. Y lamentó que esa diferencia haga que desde octubre a final de año las mujeres trabajen gratis. 75 días. A los que hay que sumar los 34 días de media que dedican a las tareas del hogar. "Son 109 días de media que trabajamos gratis. Es una realidad que tenemos que afrontar", advirtió.

Sobre el techo de cristal, la delegada subrayó que "no es un tópico". "Nos cuesta llegar a puestos de responsabilidad. Solo hay un 8% de mujeres", y destacó la necesidad de que las mujeres ocupen esos puestos. "Si no, no conseguiremos la paridad". ¿Con cuotas?, le planteó Martínez. "Temporalmente y si es necesario", contestó Gay.

La violencia de género es otro de los temas que, a su juicio, "más atención requiere". "Es importante la coordinación de todos los agentes implicados para prever, evitar, enjuiciar y proteger", reclamó Gay.

El reto de la corresponsabilidad

La corresponsabilidad, que los hombres asuman parte de las tareas que habitualmente realizan las mujeres, básicamente en relación al hogar y la familia, apareció como un reto pendiente. El 72% de permisos y excedencias para cuidado de la familia los piden mujeres. "Esto trunca sus carreras", señaló Gay, que dio un toque a las empresas ("demuestra que no aplican planes de igualdad y conciliación) y a los hombres ("no están asumiendo su responsabilidad").

La delegada apuntó a la maternidad como la "principal barrera actual" para las mujeres. "Se ha de poder decir con transparencia", dijo, antes de señalar que, aunque desde el Gobierno se impulsan ayudas para que ser madre no suponga problemas para el desarrollo profesional de las mujeres, "quizás sería necesario reforzar esas ayudas".

A cuenta de la brecha salarial, el techo de cristal y la maternidad, la delegada volvió a llamar la atención de las empresas. "Les diría que no podemos seguir con la misma dinámica de discriminación. Les pido que sean conscientes de que han de contar con el 50% de la población y de que las mujeres tenemos que ocupar puestos de responsabilidad". Y añadía: "Les pediría que se sientan mal cuando vean juntas de dirección o de accionistas o consejos de administración en los que solo hay hombres y no hay mujeres". "Cuando en puestos de responsabilidad haya un 50% de hombres y un 50% de mujeres habrá igualdad", remachó.

Madre de 4 hijos

Invitaba Gay a buscar referentes femeninos, que animen a las mujeres a visualizar que es posible empoderarse, pese a las dificultades. Ella, madre de cuatro hijos varones, lo puede contar en primera persona. "No ha sido un camino de rosas, pero nunca perdí la esperanza de que mi momento llegaría. Diría que no hay que dejar nunca de trabajar y estar activa. Si das un paso atrás, corres el riesgo de perder el hilo profesional. Al principio es luego, pero al final ves la luz", confesaba".

Noticias relacionadas

Eligió una carrera, la abogacía, donde el 60% de profesionales son mujeres pero donde la discriminación es "importante". Solo 11 mujeres entre 83 decanos de colegios de abogados y solo un 20% de socias en los bufetes. Ella tuvo la suerte de trabajar como socia en el despacho de abogados de la familia. Y aun así sufrió micromachismos. De ahí que al asumir la dirección del Colegio de Abogados de Barcelona impulsara planes de igualdad para acompañar a los bufetes.

Gay recordó este 8-M la lucha en favor de los derechos de las mujeres de Olympe de Gouges, autora de la Declaración de los Derechos de la Mujer y Ciudadana, Eleanor Roosevelt, decisiva en la Declaración Universal de los Derechos Humanos, o las españolas Concepción Arenal, Emilia Pardo Bazán y Clara Campoamor, claves en defensa del derecho a la educación y al sufragio. "Que su lucha no quede solo en el 8-M- Cada día ha de ser 8-M y cada día hemos de salir a reivindicar, a defender y a no dar ni un paso atrás. No olvidemos el trabajo de todas estas mujeres y cojamos el testigo", pidió.