Respuesta a la invasión de Ucrania

El Gobierno alienta que el 8-M sea un nuevo 'no a la guerra'

  • "Somos mujeres de paz, digamos con rotundidad 'no a la guerra'", ha reivindicado la secretaria de Estado de Igualdad

Igualdad insta a que el 8-M reivindique el no a la guerra. Así lo ha explicado la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez. / MIGUEL LORENZO / VÍDEO: EFE

3
Se lee en minutos
Patricia Martín
Patricia Martín

Periodista

Especialista en sanidad, igualdad, violencia machista, infancia, consumo

Escribe desde Madrid

ver +

Dado que el "feminismo es pacifista y ha reivindicado en muchísimos contextos que pare la violencia", las manifestaciones con motivo del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, tienen que ser un nuevo 'no a la guerra', ha instado este viernes la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez, en la presentación de la campaña del Ministerio de Igualdad en torno al 8-M.

El Gobierno no acudirá a las manifestaciones del Día de la Mujer de manera unitaria y con una única pancarta sino que sus participarán en las marchas a través de los partidos políticos, como ha sucedido siempre. La ministra de Igualdad, Irene Montero, asistirá por ejemplo a la manifestación central en Madrid, la que organiza la Comisión 8M desde 1977, acompaña de otras dirigentes de Unidas Podemos. Y habrá delegaciones del PSOE, de Ciudadanos, de sindicatos, etc.

Rodríguez no ha revelado si su partido acudirá con alguna pancarta en concreto, pero sí ha alentado a que, como las mujeres son "gentes de paz", en las marchas y actos con motivo del 8-M se diga con "rotundidad 'no a la guerra'". "Es imprescindible que este 8-M no sea ajeno a lo está sucediendo en Europa [...] No podemos ser impasibles y la ciudadanía dirá con rotundidad 'no a la guerra', ha remachado.

Asimismo, ha pedido que cuando España acoja a refugiados que huyan de la guerra se ponga "las gafas moradas" y se "desplieguen" mecanismos "con una mirada desde el feminismo" dado que la mayor parte de las personas que huyen del conflicto son mujeres y niños.

La división

Por otro lado, la secretaria de Estado ha restado importancia a que en Madrid se convoque una manifestación en contra de las políticas del Gobierno, que discurrirá al margen de la marcha organizada por la Comisión 8M. El colectivo Movimiento Feminista de Madrid ha convocado un acto paralelo para "poner énfasis en la auténtica agenda feminista", mostrar su rechazo a la 'ley trans' y defender el abolicionismo de la prostitución.

La Comisión 8M, por contra, no reclama políticas en contra de la prostitución porque no hay una posición unitaria dentro del feminismo y hay corrientes partidarias de la regulación, con el fin de mejorar las condiciones laborales de las prostitutas.

Rodríguez ha subrayado que "hacía muchos años que no había una agenda feminista tan marcada por parte de un Gobierno", con leyes como la del 'sí es sí' en contra de las violencia sexuales; el Plan Corresponsables para facilitar la conciliación y la intención de reformar la ley del aborto para amplificar los derechos sexuales y reproductivos. EL PERIÓDICO publicó le jueves que el Ministerio de Igualdad pretende que esta norma contenga la posibilidad de pedir una baja laboral por reglas dolorosas o por la interrupción del embarazo.

"El hecho de que haya muchas manifestaciones en España, no sólo en Madrid, de lo único que habla es de la buena forma en la que está el feminismo", ha concluido sobre la manifestación contraria a las políticas del Ministerio que discurrirá por la capital.

Noticias relacionadas

A su vez, la Comisión 8M ha hecho un llamamiento a acudir a su marcha puesto que es "la unitaria", la que reivindica lo que "une" al movimiento feminista y no incide en sus "diferencias".

La campaña

La campaña del Ministerio de Igualdad con motivo del 8-M lleva por lema 'In Spain we call it igualdad', inspirado en la canción de Rigorberta Bandini 'In Spain we call it soledad', y tiene como meta "demostrar que el feminismo hace la vida mejor para la mayoría de la población", según ha explicado la directora del Instituto de las Mujeres, Toni Morillas.