AEMET

La borrasca Blas dejará olas de hasta 14 metros en Baleares y el Mediterráneo

Las temperaturas frías marcarán el fin de semana en el resto de España, donde el lunes subirá algo el termómetro

Vista de la cala de Es Freus en el municipio de Mahón, litoral norte de Menorca, donde algunos turistas se han acercado para observar el inicio de la llegada del temporal a Menorca. La lluvia, la nieve, y en ocasiones el viento y la mala mar, ponen este viernes en alerta a 8 comunidades, en el caso de Baleares y de Cataluña de nivel naranja (riesgo importante) por fenómenos costeros que pueden provocar olas de hasta 5 metros. EFE/ David Arquimbau Sintes

Vista de la cala de Es Freus en el municipio de Mahón, litoral norte de Menorca, donde algunos turistas se han acercado para observar el inicio de la llegada del temporal a Menorca. La lluvia, la nieve, y en ocasiones el viento y la mala mar, ponen este viernes en alerta a 8 comunidades, en el caso de Baleares y de Cataluña de nivel naranja (riesgo importante) por fenómenos costeros que pueden provocar olas de hasta 5 metros. EFE/ David Arquimbau Sintes

4
Se lee en minutos
El Periódico

Las islas Baleares y la costa mediterránea estarán el fin de semana bajo los efectos de la borrasca Blas, la primera con nombre de esta temporada que, sin llegar al poder destructivo de los huracanes tropicales, podría provocar olas de hasta 14 metros y vientos de más de 100 kilómetros/hora en el archipiélago.

Blas es la primera borrasca a la que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha puesto nombre esta temporada debido "a la posibilidad de que su núcleo adquiera características propias de los ciclones tropicales o subtropicales", según ha indicado el portavoz de la Agencia, Rubén del Campo.

La borrasca también será el fenómeno mas destacado del primer fin de semana de noviembre que se prevé especialmente frio en toda España, con temperaturas entre 5 y 10 grados por debajo de lo normal en esta época, heladas generalizadas y nieve en las montañas del norte, situación que se mantendrán hasta el lunes 8, cuando se recuperarán valores mas otoñales.

La Aemet calcula que será entre la noche de este sábado y la primera mitad del domingo cuando se formará la borrasca al este o sureste de Baleares y espera que no sea muy extensa pero sí profunda, pudiendo generar viento muy fuerte, temporal marítimo y chubascos intensos, principalmente en el archipiélago.

A pesar de las características tropicales o subtropicales que podría tener Blas, los meteorólogos no van a conceder todavía a esta borrasca la condición de ciclón, pero sí hablan de 'medicán' (a partir de la fusión de los términos ingleses 'Mediterranean' y 'hurricane' o huracán mediterráneo, en español) por sus características.

Y es que la Aemet espera que Blas provoque en Baleares olas de más de 7 metros e incluso puntualmente llegar a los 14 metros en puntos de las costas de Mallorca y Menorca durante la noche del sábado y la jornada del domingo.

Además los vientos soplarán continuos y con rachas muy intensas superiores a los 90 o 100 kilómetros/hora, acompañados de chubascos tormentosos localmente fuertes.

A la vista de estos pronósticos, la compañía marítima Baleària ha suspendido las rutas previstas entre Ciutadella y Alcúdia desde la tarde de este viernes hasta el lunes a causa de la adversa situación meteorológica prevista en el canal de Menorca.

Por su parte, la Dirección General de Protección Civil y Emergencias ha aconsejado extremar la precaución durante el fin de semana en el interior de las Islas Baleares y zonas de la vertiente mediterránea.

Las previsiones apuntan a que el sábado y el domingo la borrasca también se hará notar en el noreste de Cataluña y en puntos del litoral donde se incrementará la intensidad del viento y habrá chubascos que llegarán a la Comunidad Valenciana.

De este modo, hasta el lunes 8 Cataluña y Baleares estarán en alerta naranja (riesgo importante) por viento, fuerte oleaje y mala mar, mientras la Comunidad Valenciana y Murcia tendrán aviso amarillo por los mismos fenómenos, aunque menos intensos.

Temperaturas frías

En cuanto al resto de España, este viernes se espera nubosidad abundante, precipitaciones persistentes en la franja central del Cantábrico y nieve en las montañas de la mitad norte, en cotas de 1.000 o 1.200 metros, y de manera más débil en los Pirineos.

El ambiente frío persistirá hasta principios de la próxima semana, con temperaturas inferiores a lo normal en todo el país y especialmente en zonas del interior peninsular pues allí los termómetros podría marcar entre 5 y 10 grados menos de lo habitual en esta época del año.

Se esperan heladas en áreas de montaña, más intensas en los Pirineos, y en páramos de la meseta Norte, donde podrían bajar de los cinco grados bajo cero, al igual que en zonas del nordeste de Castilla-La Mancha, en el entorno de Molina de Aragón y en puntos de la provincia de Teruel.

Las temperaturas máximas también quedarán por debajo de los 15 grados en la mayor parte del interior peninsular y por debajo de los 10 o 12 grados en amplias zonas de la mitad norte, según la Aemet.

En cuanto a los tres primeros días de la próxima semana, predominarán los cielos poco nubosos pero continuarán los chubascos tormentosos en Baleares, localmente fuertes sobre todo en Mallorca y Menorca y más débiles en el litoral mediterráneo peninsular.

Continuarán los vientos intensos y el temporal marítimo en Baleares y Cataluña y estará nuboso en el Cantábrico oriental, alto Ebro, norte de Navarra y Pirineos, donde nevará por encima de los 1.000 y los 1.500 metros el lunes.

Las temperaturas subirán notablemente el lunes, bajarán un poco el martes y repuntarán el miércoles, con algunas heladas nocturnas.

Noticias relacionadas

A partir del jueves 11 podrían continuar los chubascos en Baleares, pero perdiendo ya intensidad y es posible que los vientos vayan también amainando.

En Canarias se intensificarán los vientos alisios que soplarán con intervalos fuertes, mientras las temperaturas bajarán ligeramente hoy viernes y se mantendrán sin cambios durante el fin de semana.