40 aniversario del envenenamiento masivo

Seis víctimas del aceite de colza se encierran en el Museo del Prado para protestar

La situación ya está normalizada después de que la policía haya tenido que detener a tres de ellos

Seis víctimas del aceite de colza se encierran en el Museo del Prado para protestar

ARCHIVO

3
Se lee en minutos
El Periódico

Seis víctimas de la colza han acudido este martes por la mañana al Museo del Prado y han desplegado una pancarta en la sala 12, ante el cuadro de 'Las Meninas', reclamando una reunión urgente con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, cuando se cumplen 40 años de la aprobación del Real Decreto creado para dar respuesta urgente a su situación. “Pasadas 6 horas empezarán a ingerir pastillas”, llegaron a amenazar en un comunicado.

Según han informado a Europa Press fuentes de la pinacoteca, la situación ya está normalizada después de que la policía presente en el Museo les haya desalojado pasado el mediodía, tras la detención de tres de ellos que no querían desistir de su acción.

El museo ha ofrecido un espacio para que el resto de afectados, que han entrado de forma separada aunque llevaban la misma camiseta, pudiesen atender a los medios.

La intoxicación masiva provocada por aceite de colza tóxico en 1981 marcó un antes y un después en la historia de la seguridad alimentaria en España, al poner de relieve su importancia, e introdujo cambios en los hábitos de compra del consumidor que han permanecido en el tiempo.

"Un acto de dolor"

En un comunicado en redes sociales, la asociación Plataforma Síndrome Tóxico-Seguimos Viviendo, afirmó que su protesta es "un acto de dolor". "Si lo que llevan esperando estos años es que muramos para acabar con el problema, tendremos que utilizar lo único que nos queda de nuestra mermada vida y les daremos el privilegio de de ver en directo nuestro descanso eterno", argumentaron. Ante ello, reclaman homenajes, asistencia médica especializada y más investigación, además del reconocimiento de las familias como víctimas. Éstas son sus 21 reclamaciones:

La plataforma ha elegido la pinacoteca para lograr "visibilidad" mundial, y porque la cultura les ha servido a las víctimas para no rendirse. En concreto, han elegido este 19 de octubre porque se celebra el 40 aniversario de la aprobación del decreto ley de protección a las víctimas del síndrome tóxico y a sus familiares.

Las víctimas

Según la plataforma de afectados "Seguimos viviendo", las cifras de muertos llega a 5.000 y la de afectados en todo el territorio nacional asciende a 20.000, la mayoría en la Comunidad de Madrid, Castilla y La Mancha y Castilla y León, en el circuito de venta del aceite fraudulento.

Estas cifras distan de las que facilita el Instituto Nacional de la Seguridad Social y según el último dato, el número de afectados es de 12.881, si bien los datos del INSS se refieren a víctimas que están cobrando una prestación por síndrome tóxico.

Las demandas

María Altagracia, víctima del Síndrome del Aceite Toxico de Seguimos Viviendo, portavoz de la plataforma y participante de este encierro, ha denunciado el desamparo en el que se encuentran desde hace años los afectados, su peregrinaje por diferentes médicos que "desconocen" su enfermedad, así como la desatención del Estado que les niega el reconocimiento como enfermos. "Somos víctimas del Estado y no nos están tratando como tal", ha lamentado.

Noticias relacionadas

"No somos unos pedigüeños. Hay mucho afectados que no han podido trabajar tanto como para tener una pensión el día de mañana. Necesitamos que se nos reconozcan las incapacidades que tenemos para que vean sí somos incapaces de trabajar o no", ha señalado.

Por ellos y para ellos, demandan sobre todo la designación de un centro o servicio de asistencia especializada integral; incluir el SAT en el baremo para la obtención del Grado de Discapacidad; revisar la actualización de incapacidades penales, para reconocimiento de una pensión incapacitante y establecer un sistema de valoración de Incapacidad.