Explotación sexual

Liberadas cinco mujeres obligadas a prostituirse en Amposta y l'Aldea

Desarticulada una organización criminal dedicada a la explotación sexual en Tarragona.

1
Se lee en minutos
ACN

La Policía Nacional ha desarticulado una red de explotación sexual que presuntamente actuaba en pisos de Amposta y l'Aldea (Tarragona). En el operativo, los agentes han liberado a cinco mujeres a quienes la red había obligado a prostituirse tras captarlas en Paraguay con ofertas de empleo falsas. Además, las mujeres eran forzadas a consumir y vender drogas a los clientes.

Los agentes han detenido a 10 personas acusadas de formar parte de la organización criminal, tres de las cuales ya han ingresado en prisión. La red contaba con el apoyo de una agencia de viajes paraguaya que trasladaba a las víctimas hasta el aeropuerto del Prat, así como también de otras personas que captaban a mujeres en situación de vulnerabilidad en Paraguay.

Paralelamente, la policía ha realizado cuatro entradas en pisos de citas de Amposta y dos más en pisos ubicados en l'Aldea. En los diferentes registros, los agentes han intervenido 8.605 euros en metálico, 19 gramos de cocaína, dos balanzas de precisión, seis teléfonos móviles, un ordenador portátil y diversa documentación.

Investigación Policía Nacional

Noticias relacionadas

La investigación se inició cuando la Policía recibió varias informaciones que revelaban la existencia de una organización criminal dedicada, presuntamente, a la explotación sexual de mujeres en pisos de citas de la provincia de Tarragona.

A partir de ese momento pudieron constatar que el entramado estaba dirigido por una mujer de origen paraguayo que residía en la localidad de Amposta. La organización contaba en Paraguay con colaboradores, que solían ser familiares de la principal responsable, encargados de seleccionar y captar a mujeres que vivían en situaciones de gran desvalimiento y vulnerabilidad, a las que ofrecían la posibilidad de viajar a España para trabajar en el cuidado de personas mayores.