Ordenación de la enseñanza universitaria

El Gobierno elimina los grados de 3 años y la mayoría serán de 4 años

  • Los universitarios podrán cursar asignaturas de otras carreras y los títulos podrán incluir mención dual

Aula vacía en la Universidad de Barcelona.

Aula vacía en la Universidad de Barcelona. / Oriol Campuzano Manobens (ACN)

3
Se lee en minutos
EFE

 El Gobierno mantendrá los cuatros años de duración para la mayoría de los grados universitarios y elimina los de tres --que en el curso 2019-2020 solo supusieron 24 de las 3.880 titulaciones- y permitirá que los alumnos cursen materias de dos o más títulos que sean del mismo ámbito de conocimiento o afines. Así lo establece el real decreto de ordenación de las enseñanzas universitarias, aprobado este martes por el Consejo de Ministros a propuesta de la cartera de Universidades, que dirige Manuel Castells.

Según el Ministerio de Universidades, estos grados más cortos no permiten en muchas ocasiones adquirir unos conocimientos generalistas, como marca la ley, y están muy orientados a la especialización y a las demandas del mercado laboral. Fue en la etapa del ministro de Educación del PP José Ignacio Wert cuando un real decreto, en consonancia con lo aplicado en otros países vecinos, permitió que las universidades pudieran ofrecer grados de 3 y 4 años.

Entre los principales objetivos del decreto aprobado ahora figura la de garantizar la calidad de la oferta académica y favorecer el ejercicio efectivo de la autonomía universitaria en la planificación y definición de las características de su oferta académica, según un comunicado enviado por la cartera de Castells. Además, añade, mejora la empleabilidad de los estudiantes, gracias a un aumento de las capacidades, de su conocimiento y su movilidad.

De igual forma, posibilita la ordenación de la oferta de títulos oficiales por parte de las comunidades autónomas en el desarrollo de sus competencias, puesto que interrelaciona las demandas cambiantes de la sociedad y las iniciativas académicas universitarias.

Estas son las principales líneas de actuación que fija la nueva normativa:

-- La agilización de los trámites de evaluación de los títulos y la modernización e innovación de las enseñanzas universitarias.

-- Consolidación de los planes de estudio de grado de 240 créditos. Mantiene definitivamente la estructura básica de la oferta académica, actualmente vigente, configurada en tres etapas: Grado, Máster y Doctorado. En este sentido, consolida el que los Grados sean de 240 créditos, con la única excepción de aquellos que por directrices europeas deben ser de 300 o 360 créditos.

Así, la estructura esencial del modelo universitario español serán los grados de 240 créditos, másteres de 60, 90 y 120 créditos y el doctorado al que se accede habiendo superado los 300 créditos en las dos etapas formativas anteriores.

-- La evaluación institucional será una pieza esencial para asegurar la calidad de la oferta formativa y de desburocratización de los procedimientos implicados en el mismo. El procedimiento de verificación de los planes de estudios deberá ser inferior a 6 meses.

-- Las universidades podrán ofrecer programas de enseñanzas de Grado con itinerario académico abierto que permitan al alumno cursar asignaturas de dos o más títulos universitarios que pertenezcan al mismo ámbito de conocimiento o áreas afines.

Noticias relacionadas

-- Los títulos oficiales de Grado y Máster podrán incluir la mención dual, que comporta un proyecto formativo común que se desarrolla complementariamente en el centro universitario y en una entidad colaboradora. La actividad formativa que se realice en la entidad se concretará en la ejecución de un contrato laboral que tendrá como objeto fundamental el desarrollo de la formación del estudiante y estará mediado por un Convenio Marco entre la universidad y la entidad.

-- Los estudios universitarios de formación permanente están constituidos por una serie de enseñanzas que tienen como finalidad la formación de los ciudadanos a lo largo de la vida para actualizar y ampliar sus conocimientos, capacidades y habilidades. Existirán enseñanzas de formación permanente que requieran titulación universitaria previa y otras que no. Los titulados y tituladas universitarias podrán optar a tres diferentes títulos de formación permanente dependiendo de la carga de créditos: Máster de Formación Permanente (con una carga de 60, 90 y 120 créditos ECTS); Diploma de Especialización (con entre 30 y 59 créditos) y Diploma de Experto (de menos de 30 créditos). Las personas sin titulación universitaria tendrán un curso con una carga máxima de 30 créditos ECTS y se les entregará un Certificado. Además, las universidades podrán impartir enseñanzas propias de menos de 15 ECTS que requieran o no titulación universitaria previa, en forma de microcredenciales o micromódulos.