Pesadumbre en la isla

"Una colada de lava se come casas y cultivos", dice el presidente del Cabildo de La Palma

  • La situación en la zona de La Palma afectada por la erupción "es desoladora", lamenta

Este es el momento en que la lava destruye una casa en La Palma

3
Se lee en minutos
EFE

La situación en la zona de La Palma afectada por la erupción "es desoladora", porque "una colada de lava con una altura media de seis metros se come literalmente viviendas, infraestructuras, cultivos que va encontrando a su camino hacia la costa del valle de Aridane", ha explicado el presidente del Cabildo, Mariano Hernández Zapata.

De acuerdo con la información que las administraciones han recibido de los organismos científicos que vigilan el comportamiento del volcán, se espera que la colada de lava entre en el mar en la costa de Tazacorte, posiblemente en Playa Nueva, en Los Guirres.  La lavapodría llegar a la zona costera de la isla en la tarde de este lunes, según ha avanzado el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres. La previsión, ha señalado Torres en rueda de prensa tras la celebración de una reunión del Plan de Prevención de Riesgo Volcánico de Canarias (Pevolca), es que las coladas pudieran llegar a la zona costea sobre las 20.00 horas.

El catedrático de Geología de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, José Mangas, ha advertido de que los ríos de lava sepultarán comunicaciones terrestres, eléctricas y telefónicas y crearán una lluvia ácida cuando lleguen al mar.

El volcán que estalló este domingo en La Palma está emitiendo de 6.000 a 9.000 toneladas diarias de dióxiodo de azufre (SO2) y ha formado una colada con una altura media de seis metros que avanza a 700 metros por hora, arrasando a su paso casas, cultivos e infraestructuras.

Marina Mercante ha prohibido la navegación en las zonas próximas a la erupción volcánica en La Palma, por el riesgo para la navegación ante la posible llegada de las coladas volcánicas al mar.

Según informa el Ministerio de Transportes, la resolución afecta a una zona acotada del litoral: al sur por la Punta del Pozo (Puerto Naos, Los Llanos de Aridane) y al norte por la Playa de las Viñas (Tazacorte), y la paralela a la costa a media milla náutica.

La decisión pretende también concienciar a la población puesto que "el atractivo propio de este fenómeno" puede generar una concentración de embarcaciones en las zonas circundantes al punto donde está previsto que lleguen las coladas volcánicas al mar, lo que podría generar accidentes e interferir en las operaciones de emergencia.

La prohibición no afectará a buques y embarcaciones de las administraciones públicas que realicen labores científicas, de control de la evaluación del proceso volcánico, de labores de control del tráfico marítimo, así como a policía administrativa o salvamento marítimo.

Las medidas estarán en vigor hasta que desaparezca el riego provocado por la erupción volcánica y podrán modificarse en función de la evolución del volcán.

El presidente del Cabildo ha confirmado que no hay víctimas que lamentar en esta erupción, algo por lo que ha felicitado a los organismos científicos presentes en la isla, Instituto Geográfico Nacional, Involcán, CSIC y universidades, porque predijeron la situación con casi una semana de antelación y dieron a las autoridades un punto de inicio probable que solo distaba 300 metros del lugar donde estalló finalmente el volcán.

"Gracias a ese trabajo previo se pudo evacuar horas antes de la erupción a las personas dependientes y, a la lo largo del día de ayer, domingo, se desalojó a más de 5.000 personas por la zona donde se prevé que puede avanzar la lava", ha remarcado.

Noticias relacionadas

El presidente del Cabildo de La Palma ha señalado que, tras tener la certeza de que "el 100 % de las personas están seguras y no hay que lamentar daños personales", ahora dirigen su preocupación a "los daños en infraestructuras y a los proyectos de vida de las personas, que son sus viviendas".

"Tenemos que estar ahora las administraciones más cerca que nunca de todos los vecinos que han perdido sus hogares en esta catástrofe", ha añadido.