La marcha de Messi

Minuto de silencio ante la Botiga del Barça de un fan alemán

 Un joven alemán con la camiseta de Messi frente a la tienda del Barça en Las Ramblas

Un joven alemán con la camiseta de Messi frente a la tienda del Barça en Las Ramblas / Manu Mitru (EPC)

El adiós de Messi sorprende a los turistas que eran seguidores del equipo solo por su jugador estrella y afecta a las ventas de las marcas

3
Se lee en minutos
Anna Rocasalva
Anna Rocasalva

Periodista.

ver +

Mañana complicada en el Barça Store de Canaletas, la última tienda que el Fútbol Club Barcelona ha inaugurado en el corazón de Las Ramblas. El paraíso azulgrana, concebido para imbuir al cliente - mayoritariamente turista - en una experiencia 100% culé, se encontraba medio vacío este viernes tras saberse que Lionel Messi se marcha del Barça. Una bomba que ha confirmado el presidente del club, Joan Laporta, el mediodía de este viernes.

A la tienda no le falta detalle. Con sus 1.900 m² divididos en tres plantas, está repleta de elementos para el disfrute de los más forofos, como una réplica de la mítica fuente de Las Ramblas. De hecho, el edificio donde se encuentra el local fue la sede del diario 'Las Noticias' en los años 20 del pasado siglo, y en cuyo escaparate se colgaban los resultados de los partidos. Si el Barça ganaba, la victoria se celebraba allí mismo. Por eso lo de festejar en Canaletas. 

Pero esta mañana, el santuario culé parecía una esquela de Messi. El merchandising de la leyenda azulgrana, su imagen en pósters gigantes, el chándal oficial del primer equipo… Todo lo relacionado con Lionel seguía ocupando gran parte del local, como un obituario. “A diferencia del caso de Neymar que, de un día para otro, tuvimos que quitar todo el producto; con Messi, de momento, lo vamos a mantener en la tienda. Depende del acuerdo que tenga el Barça con el jugador”, expresan fuentes de la gerencia del local. 

Mala suerte

Este viernes, los dependientes, todavía un poco en 'shock', seguían perfilando los frontales, repletos de la ropa del jugador estrella, mientras los clientes entraban, daban una vuelta y se iban. El local había reabierto hacía justo una semana, tras meses cerrado por la pandemia. El año pasado solo pudieron abrir de julio a agosto debido a la segunda ola de contagios. “Hemos tenido mala suerte”, expresa la gerencia. 

Aunque por mala suerte la del culé alemán, Giuseppe Masilla, que ha comprado la camiseta de Messi 20 minutos antes del anuncio de que no continuaría en el Barça. “160 euros me ha costado la broma”, se queja el turista. Él y su pareja, Rosalie Roder, habían visitado el Camp Nou el jueves. Allí se habían agotado las existencias de la tan ansiada camiseta y este viernes la encontraron en la tienda oficial de Sagrada Familia. 

“¡Era fan del Barça por Messi!”, lamenta Guiseppe ante la tienda de Las Ramblas. El fenómeno fan más corto de la historia. En el escaparate, dos gigantes corazones hechos con leds - uno azul y otro grana - evocan el sentimiento culé. “Lo que no se hace por amor…”, resume la novia del afligido, mientras se lo lleva a dar una vuelta.

“La experiencia del turista fan del club es muy emocional”, justifican los trabajadores de la Barça Store de Canaletas. “Quieren el 'pack' entero: visitar el campo y los lugares emblemáticos; por eso tratamos de replicar este espíritu en la tienda. Este tipo de cliente quizá no está tan al día de las noticias como lo pueda estar un culé autóctono”, describen.

Reapertura tienda del Barça en las ramblas, espacios interiores donde todavía se venden camisetas con el nombre de Messi

/ Manu Mitru

Una leyenda eterna

Pero no todos los visitantes extranjeros están tan despistados. La mayoría con los que ha hablado este diario, de hecho, están bien informados de la partida de Messi.

Un ejemplo de ello son los jóvenes alemanes Samuel Denno y Jonas Graus, que han preferido comprar las camisetas de los jugadores Pedri y F. de Jong. “Laporta es mucho mejor presidente que Bartomeu. Él es el culpable de que Messi se vaya”, expresa Denno, muy puesto en la materia. “Ahora ya no vale la pena comprar una camiseta de Lionel”, remata.

Noticias relacionadas

Lo mismo opina otro joven turista francés, Yannis Kali, que también ha escogido una camiseta de Pedri, el centrocampista del Barça, aunque confiesa que le gustaría que Messi se fuese al Paris Saint-Germain. 

Mientras tanto, a escasos metros de la Barça Store de Canaletas medio vacía, la tienda de souvenirs de Las Ramblas, La Virreina, está abarrotada de clientes. Allí, una réplica de una camiseta del F.C. Barcelona cuesta 25 euros. Su gerente no está nada preocupado por la noticia bomba del día. “Si todavía seguimos vendiendo camisetas de Ronaldinho, imagínate las de Messi, que será una leyenda del Barça para siempre”, afirma antes de volver a despachar.

Temas

Messi Barça