El pico de la quinta ola

Simón: "Las medidas no son para restringir derechos sino para controlar la enfermedad"

  • La incidencia está desbocada entre la población joven y el portavoz técnico de la pandemia reclama "más prudencia y sentido común"

Fernando Simón, durante su comparecencia ante la prensa, hoy en Madrid.

Fernando Simón, durante su comparecencia ante la prensa, hoy en Madrid. / R. Rubio / Europa Press / Pool

2
Se lee en minutos
Olga Pereda
Olga Pereda

Periodista

Especialista en educación y crianza.

Escribe desde Madrid

ver +

La quinta ola de la pandemia no es tan grave como las primeras, pero es muy seria y hace falta un cortafuegos porque la incidencia está disparada entre los jóvenes. En su comparecencia semanal ante la prensa, el doctor Fernando Simón ha pedido a la gente que deje de llamar “restricciones” a las medidas que están tomando algunas autonomías como Catalunya y la Comunidad Valenciana. “No tienen por objetivo restringir nada. El objetivo es controlar la transmisión de la enfermedad”, ha insistido el portavoz técnico del Gobierno en la pandemia, que ha vuelto a recordar la necesidad de ser prudentes y tener sentido común.

Ni los hospitales (donde el 3% de los pacientes ingresados son por covid) ni las ucis (con un 7,8% de ocupación) están saturadas, pero la incidencia acumulada media en España sigue desbocada y asciende a 368 casos por 100.000 habitantes, un número que debería ser inferior a los 50 casos para poder hablar de riesgo bajo o moderado. En pocos días, según Simón, se alcanzará un pico: 400 casos.

La diferencia por edades es abismal. Si en los mayores de 50 años, se registran menos de 100 casos por 100.000 habitantes, en los menores de 30 llega a 800 por 100.000 habitantes. Son los jóvenes los más susceptibles ahora mismo de infectarse ya que son los que no están inmunizados. Las vacunas, efectivamente, marcan la diferencia y son el arma fundamental para luchar contra el coronavirus. En términos generales, el 59% de la población en España tiene al menos una dosis y el 46%, la pauta completa. Recibir el suero, sin embargo, no exime de infectarse. Normalmente los síntomas no son graves, pero hay un porcentaje de gente vacunada (alrededor del 10%) que no logrará inmunizarse y, por lo tanto, sí serán susceptibles de sufrir cuadros graves si se infectan.

Noticias relacionadas

La “situación dramática que vive ahora mismo Catalunya” -en palabras de Simón- es la consecuencia de las "concentraciones de gente de muchos países que hemos visto hace semanas". Por ejemplo, las verbenas de Sant Joan o los botellones de cada fin de semana. Son aglomeraciones donde las medidas de protección -distancia y mascarilla- brillan por su ausencia. "No estamos diciendo que no haya que divertirse sino que hay que divertirse con prudencia", ha resaltado.

Los jóvenes no están exentos de entrar en un hospital si se infectan. En la franja de edad de 20 a 30 años, entre dos y tres infectados de covid de cada 100 terminan ingresando y alguno de ellos puede sufrir cuadros graves.

Temas

Coronavirus