en el mar

Hallado el cadáver de una de las niñas desaparecidas en Tenerife

Se lee en minutos
Pedro Fumero

La Delegación del Gobierno informó de que este jueves, 10 de junio, "ha sido hallado un cuerpo sin vida, aparentemente de una menor de edad, en la zona donde el buque oceanográfico Ángeles Alvariño busca a las menores desaparecidas en Tenerife el pasado 27 de abril, a unas tres millas náuticas de la costa de Tenerife, y a unos 1.000 metros de profundidad. Fuentes próximas al caso aseguran que el cuerpo hallado es, con toda seguridad, el de la hija mayor, Olivia.

El hallazgo fue comunicado ya a la progenitora de las niñas, Beatriz Zimmermann, así como a la familia paterna de las pequeñas Anna, de 1 año, y Olivia, de seis, que fueron secuestradas por su padre, Pedro Gimeno, el pasado 28 de abril. El hombre comunicó a la madre, Beatriz Zimmermann, en varias ocasiones, que no volvería a ver a las niñas ni a él. El matrimonio se había separado hacía un año y ella tenía una nueva pareja.

"Por respeto a la familia y al procedimiento judicial, hay que esperar a lo que determine la autoridad judicial sobre la identificación del cuerpo", explica la Delegación.

Dos bolsas, una de ellas vacía

Fuentes próximas a la investigación han explicado a Efe que se han encontrado dos bolsas, en una de ellas estaba el cuerpo¡ de Olivia y la otra estaba vacía.

La Delegación del Gobierno recuerda que hay que esperar a la identificación del cadáver que certificará la autoridad judicial. El cuerpo ya ha sido trasladado al Instituto de Medicina Legal de Santa Cruz de Tenerife, donde serán analizados para proceder a su identificación.

Mientras tanto la Guardia Civil prosigue en la zona los trabajos de rastreo, a una milla naútica del puerto de Güímar.

Desde el pasado 30 de mayo el buque del Instituto Español de Oceanografía rastrea el litoral de Tenerife en busca de algún rastro de Olivia y Anna, de 1 año, día y noche.

El padre de las menores fue visto por última vez en la marina de Santa Cruz de Tenerife cargando su lancha con varias bolsas y llegó a zarpar hasta en dos ocasiones, aunque nunca fue visto con las menores.

Las cámaras de seguridad colocadas en estas instalaciones portuarias grabaron como Tomás Gimeno salió dos veces a la mar, la primera sobre las 20.50, y regresó a puerto a las 23.30. Antes, el vigilante del puerto deportivo lo vio sacar de su coche y cargar en la lancha bolsos, maletas y bolsas de ropa, para lo que hubo de realizar tres viajes.

Después, fue a una gasolinera cercana, compró un cargador de móvil, lo recargó unos y minutos y volvió a zarpar a las 00.30 horas. En todo momento se le vio solo, sin la compañía de las dos niñas.

La lancha fue localizada al día siguiente vacía y a la deriva, y horas más tarde el dispositivo de búsqueda encontró flotando en el agua una silla de retención infantil de una de las niñas. Hace dos días se encontraron en la zona de búsqueda una funda nórdica atada a una botella de oxígeno, que se identificaron como pertenecientes al padre de las criaturas. Los objetos estaban a más de 1.000 metros de profundidad.

Pésame de Pedro Sánchez

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha dado su pésame a la madre de las niñas desaparecidas en Tenerife a través de su cuenta de Twitter. "No puedo imaginar el dolor de la madre de las pequeñas Anna y Olivia, desaparecidas en Tenerife, ante la terrible noticia que acabamos de conocer", asegura Sánchez en su tuit.

"Mi abrazo, mi cariño y el de toda mi familia, que hoy se solidariza con Beatriz y sus seres queridos", concluye.

Noticias relacionadas