Tiene ahora 81 años

El Arzobispado de Barcelona revela abusos de un cura hace 40 años

El Vaticano estudia ahora si levanta la prescripción de los hechos, ocurridos cuando la víctima tenía 16 años

Josep Lluís Fernández, el pasado jueves, en la iglesia de Sant Isidor.

Josep Lluís Fernández, el pasado jueves, en la iglesia de Sant Isidor. / FERRAN SENDRA

Se lee en minutos
Efe

El Tribunal Eclesiástico de Barcelona ha hallado indicios de un posible delito de abusos sexuales a un menor cometidos hace 40 años por parte del sacerdote Josep Lluis Fernández Padró, por lo que ha elevado la causa a la Congregación de la Doctrina de la Fe del Vaticano, competente para decidir si levanta la prescripción canónica del delito.

El sacerdote, que tiene 81 años, fue denunciado el pasado mes de mayo por A.A.M, quien también interpuso una denuncia ante los Mossos d'Esquadra, y comunicó al arzobispado los hechos, que habrían ocurrido en algún lugar de la archidiócesis barcelonesa hace 40 años, cuando el denunciante tenía 16 años.

Se da la circunstancia de que Fernández Padró era también bombero voluntario y cofundador del Cuerpo Provincial de Bomberos Voluntarios de Barcelona en 1960 y de l'Associació de Bombers Voluntaris de Catalunya (ASBOVOCA) en 1993.

Creu de Sant Jordi

Licenciado en filosofía en Roma, el gobierno catalán le concedió en 2007 la Creu de Sant Jordi. Durante su trayectoria religiosa había sido rector de la comunidad de Sant Isidor de Barcelona y de la de Sant Josep Oriol de Santa Coloma de Gramenet, además de misionero en Camerún entre el 1971 y 1986.

Como bombero voluntario había participado en labores de rescate durante las graves inundaciones del Vallès de 1962 y en las nevadas de la navidad del mismo año en la ciudad de Barcelona. Recibió la medalla de oro de los Bomberos de la Generalitat por sus 35 años de dedicación al cuerpo.

El Tribunal Eclesiástico de Barcelona abrió la investigación al tener conocimiento de la denuncia contra el sacerdote, que está jubilado y ha renunciado a todos sus cargos y prerrogativas como cura, entre ellas la de ser el conciliario de los Bomberos y de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, entre ellos los Mossos d'Esquadra.

A.A.M. presentó la denuncia el pasado 25 de marzo ante el Promotor de Justicia (Fiscal) de la Archidiócesis de Barcelona por unos hechos ocurridos 40 años atrás susceptibles de tipificación como delito de abuso sexual de menores a tenor del canon 1395.2 del Código de Derecho Canónico.

"Indicios fundados"

De acuerdo con el derecho canónico y las normas de aplicación vigentes en la Archidiócesis, el Promotor de Justicia hizo una investigación previa, citando al acusado y a diversos testigos y, según fuentes eclesiásticas, "el resultado de la investigación ofreció indicios fundados de la comisión del delito".

Noticias relacionadas

Al tratarse de un sacerdote jubilado, y de que ha renunciado él mismo a todos sus cargos y responsabilidades pastorales en la Archidiócesis, el Tribunal Eclesiástico de Barcelona ha comunicado las actuaciones a la Congregación de la Doctrina de la Fe, en la Santa Sede, competente para decidir cómo debe proseguirse y si se puede levantar la prescripción canónica de unos hechos ocurridos hace 40 años.

El sacerdote era el encargado de organizar todas las celebraciones religiosas de la archidiócesis de Barcelona de los cuerpos policiales y de bomberos, entre ellos, por ejemplo, la pastoral de Tráfico de cada 4 de julio.