Exámenes en un mes

Catalunya mantiene la mascarilla obligatoria durante la selectividad

  • Las pruebas de acceso a la universidad serán los próximos 8, 9, 10 y 11 de junio en Catalunya

Pruebas de selectividad el pasado mes de julio.

Pruebas de selectividad el pasado mes de julio.

Se lee en minutos

Leo Santos

Las pruebas de acceso a la universidad (PAU) -ahora llamada evaluación del bachillerato para el acceso a la universidad (EBAU)- se llevarán a cabo en Catalunya entre los días 8 y 11 de junio y mantendrán la estructura y organización que se aplicó en la convocatoria del año pasado, según fuentes de la Secretaria de Universitats de la Generalitat. En la convocatoria de 2021, "se mantendrán las adaptaciones adoptadas en la de 2020", con la diferencia de que las PAU "vuelven a las fechas de siempre", en el mes de junio, aunque, como el año pasado, se seguirán llevando a cabo en cuatro días en lugar de los tres que eran habituales antes de la pandemia. La ventanas deberán permanecer abiertas durante toda la duración de las pruebas y, además, el uso de mascarilla será obligatorio durante la realización de los exámenes, a diferencia de la selectividad del año pasado.

"Las medidas de seguridad son, en principio, las mismas que el año pasado. Pero en la última edición, la decisión de poderse sacar la mascarilla para hacer el examen la tomó el Procicat el mismo día de las pruebas", recuerdan fuentes de Universitats, que advierten de que, si bien en estos momentos, "el uso de la mascarilla es obligatorio, llegado el momento informaremos de cualquier cambio que se pueda producir, en función de lo que dictaminen las autoridades sanitarias."

Así, como en la edición de 2020, las pruebas estarán marcadas por un mayor distanciamiento entre alumnos y otras medidas de higiene y más flexibilidad en las opciones a desarrollar por el alumno en cada prueba. Del mismo modo que en 2020, se mantendrán tres franjas horarias para los exámenes, que son de 09.00 a 10.30, de 12.00 a 13.30h y de 15.00 a 16.30, y las pausas entre pruebas se destinarán a la limpieza y desinfección de las instalaciones.

Como el año pasado, los exámenes serán en universidades, pero también en centros de secundaria, públicos y concertados, para habilitar más espacios y favorecer el cumplimiento de las medidas de seguridad e higiene establecidas por las autoridades sanitarias para hacer frente al covid.

La dificultad de un curso híbrido

Tal y como acordó la Comisión de Acceso y Asuntos Estudiantiles (CAAE) del Consell Interuniversitari de Catalunya (CIC) el pasado 31 de marzo, cualquier adaptación en los exámenes de la PAU se deberá llevar a cabo teniendo en cuenta que los centros de bachillerato, como el resto de centros, son autónomos en el diseño de la temporización de los contenidos y las actividades de aprendizaje, por lo que las posibles adaptaciones no pueden pasar por una reducción de los temarios, ya que esta medida podría implicar una desventaja inicial importante, muchos estudiantes han anunciado ya su descontento ante la situación, que les parece poco adecuada a la realidad que les ha tocado vivir. "No entiendo por qué no adaptan los exámenes en cuanto a temario y piensan un poco en el curso que hemos tenido. La mitad ha sido desde casa y no hemos podido aprender cómo otros años. Por ejemplo yo misma he hecho todo el curso de manera híbrida" explica Laura Castells, estudiante de segundo de bachillerato científico.

La pandemia exigió que se introdujeran cambios en la selectividad de 2020, que se mantienen en 2021, convirtiendo el examen en una prueba más flexible, con más optatividad y con puntuaciones adaptadas a las circunstancias, aunque para estudiantes de bachilleratos científicos parece no ser suficiente. "Muchas de mis clases son prácticas y necesito prepararme ejercicios que cuesta de entender, pero claro desde casa y siguiendo al profesor a través de un vídeo no es lo mismo, creo que no hemos tenido tanto tiempo para prepararnos tampoco" defiende Laura.

El cese de la actividad lectiva por la evolución de la pandemia y el difícil curso que miles de estudiantes han sufrido, convierten las pruebas de este año en un reto para tanto alumnos como profesores.

Adaptación de los exámenes

Noticias relacionadas

La comisión organizadora de las pruebas EBAU, en la que se encuentran representadas las siete universidades públicas del sistema universitario catalán, con el asesoramiento de las personas responsables de elaborar los exámenes de cada materia, ha considerado oportuno y prioritario adaptar ligeramente los exámenes preservando, tanto como sea posible, en cada materia la tipología y la estructura interna habituales de los distintos ejercicios, problemas o cuestiones que integran el conjunto del examen, y adaptar, en su caso, la puntuación de estos.

Por otra parte, dado que habitualmente los modelos de los exámenes siguen una estructura única, estos cambios se reflejarán solamente en los enunciados y cuadernos de examen que se administrarán durante la realización de las pruebas.