Acuerdo bilateral

Permitido el desplazamiento justificado entre Andorra y Catalunya

  • La Generalitat y el Govern d'Andorra acuerdan la libre circulación por la frontera entre los dos países pese a las restricciones de movilidad internas en Catalunya.

  • Las autoridades piden que se trate solo de desplazamientos necesarios y que se eviten la salidas de ocio. Los andorranos que lleguen a Cataluya no podrán moverse de su comarca de destino.

La frontera entre Andorra y  El Alt Urgell, el pasado 7 de enero.

La frontera entre Andorra y El Alt Urgell, el pasado 7 de enero. / ALBERT LIJARCIO / ACN

Se lee en minutos

El Periódico

Todos los ciudadanos andorranos que deban desplazarse a cualquier municipio de Catalunya por motivos justificados lo podrán hacer sin ningún problema. Y viceversa. Tras el acuerdo al que llegaron la Generalitat de Catalunya y el Govern d'Andorra ayer viernes, la movilidad a nivel de la frontera es libre para los residentes de ambos territorios.

Los residentes de Andorra pueden desplazarse a Catalunya cumpliendo, una vez llegados a destino, las normas sanitarias de aplicación; solo se podrá saltar el confinamiento comarcal para ir y volver de Andorra, pero no durante la estancia en Catalunya. De la misma manera, los residentes de Catalunya pueden desplazarse a Andorra, y pasar por distintas comarcas en la itinerancia; tanto para unos como para los otros se deberá cumplimentar el certificado de autorresponsabilidad.

Noticias relacionadas

A la vez, ambos gobiernos hacen la "recomendación firme" de evitar los desplazamientos a motivos justificados y dentro de los núcleos de convivencia o burbujas habituales, ha dicho el jefe del gobierno andorrano Xavier Espot. "Una cosa es lo que está permitido y la otra lo que es razonable", ha manifestado, haciendo un llamamiento a la prudencia y desaconsejando los viajes de ocio.

Este acuerdo entre Catalunya y Andorra se produce después del conflicto previo a Semana Santa en el que intervino el Gobierno de Pedro Sánchez. Mientras la Generalitat no permitía el cruce de fronteras, fue el ejecutivo español quien acordó con el andorrano el permiso para hacerlo. Se recuerda que el desplazamiento debe estar justificado en los dos supuestos, tanto si se va a Andorra como si se viene de allí.