29 oct 2020

Ir a contenido

EN VIGOR A PARTIR DEL JUEVES POR LA NOCHE

El Govern, en defensa de las restricciones: "O nos anticipamos o vamos al confinamiento"

Catalunya cierra bares y restaurantes durante 15 días, limita el aforo de comercio y gimnasios y clausura ferias

Los expertos sanitarios avalan las medidas y creen muy probable que se alarguen más allá de dos semanas

Xabi Barrena Beatriz Pérez

Comercios con rótulos en inglés, en le centro de Barcelona.

Comercios con rótulos en inglés, en le centro de Barcelona.

O nuevas medidas más drásticas u otro confinamiento domiciliario. El vicepresidente en funciones de 'president', Pere Aragonès, aventó este miércoles el espantajo de una segunda cuarentena total para explicar las nuevas restricciones aprobadas por el Govern y que tienen en el sector de la restauración uno de sus principales damnificados, como avanzó ayer EL PERIÓDICO. Desde este jueves por la noche y durante 15 días, bares y restaurantes permanecerán cerrados y solo podrán trabajar para ofrecer comida a domicilio. Además, los comercios, el sector cultural y los gimnasios verán reducido su aforo aún más.

"O nos anticipamos a esta segunda ola del covid-19 o habrá que volver al confinamiento total de la población. Con las consecuencias, a todos los niveles, que eso tiene", ha alertado Aragonès en una rueda de prensa conjunta con los 'consellers' de Presidència, Salut e Interior. El objeto último de las medidas, tildadas por el propio Ejecutivo de "drásticas", es disminuir la movilidad de la ciudadanía y, también, evitar los contactos sociales esporádicos.

Para socorrer al sector hostelero, Aragonès anunció un fondo de 40 millones en ayudas directas, más una línea de avales para facilitar la liquidez a corto plazo. Además, la 'consellera' de Presidència, Meritxell Budó, ha aludido a la claúsula 'rebus sic stantibus', la cual permite la introducción del concepto de cambio imprevisto de las condiciones en los contratos de arrendamiento de los locales. Según el Govern, la toma de estas medidas, por un plazo de 15 días, permitirá encarar con optimismo la campaña navideña e invernal.

También el comercio sufrirá una disminución del aforo hasta el 30% y, en el sector cultural, cines y teatros solo podrán acoger a la mitad del público previsto, con asiento asignado y con la obligatoriedad de acabar el espectáculo a las 23 horas. Lo mismo que los servicios religiosos.

La competición deportiva no profesional también queda en 'stand by' este periodo de dos semanas, pero no así los entrenos. "Que quede claro que la actividad deportiva es segura", ha expuesto Budó. Con todo, el aforo de los gimnasios se limitará a la mitad.

Además, las nuevas restricciones que ha aprobado el Govern incluyen, también, la suspensión de  ferias, congresos y convencionescerrar parques y jardines a las 20.00 horas. Asimismo, también se cierra la actividad en salas de juegos y casinos, además de la petición a las universidades de clases virtuales durante 15 días.

Aumento de casos

La 'consellera' de Salut, Alba Vergès, ha detallado que la escalada en las restricciones se debe al aumento de casos semanales registrados en este mes de octubre. De una semana a otra se ha pasado de 7.000 a 12.000, un 60% más. Y lo que es más preocupante: el porcentaje de positivos en los test PCR que se han realizado va en aumento, señal de que el virus se está extendiendo a mayor velocidad. Un crecimiento que, según la titular de Salut, se está dejando notar, de nuevo, en las residencias de la terecera edad, las cuales están experimentando un aumento de contagios.

El 'conseller' de Interior, Miquel Sàmper, ha aseverado que la policía va a desempeñar un papel más disuasurio que recaudatorio, aunque ha dejado la puerta abierta a multas de 300 euros, hasta 6.000 en caso de multirreincidencia, por ejemplo, por organizar una cena "entre dos burbujas familiares que no conviven habitualmente".

Restricciones "necesarias"

Los expertos sanitarios avalan las medidas aprobadas este miércoles por el Govern. "Me parece bien el cierre de bares y restaurantes porque la situación está empeorando a marchas forzadas", explica el Jefe de Enfermedades Infecciosas del Hospital del Mar de Barcelona, Juan Pablo Horcajada. "Son unos de los espacios donde más se transmite el virus. Ahí está la gente sin mascarilla hablando y riendo: es el sitio ideal para transmitir", advierte. Horcajada dice ser consciente de que cerrar estos espacios es una "medida muy drástica".

El mismo también se muestra a favor de cerrar todos aquellos sitios cerrados y difíciles de ventilar en los que hay personas cerca unas de otras, como por ejemplo las bibliotecas. "Las medidas aprobadas hoy son necesarias. Íbamos camino de ponernos como Madrid. Sin ellas, podría producirse un tsunami de casos: los números apuntan a ello", dice.

Los bares y restaurantes son los sitios "ideales" para transmitir el virus, advierten los infectólogos

Lo mismo opina el Jefe de Enfermedades Infecciosas del Hospital Vall d'Hebron, Benito Almirante. "El cierre de bares y restaurantes es una medida que se está tomando en muchos países de Europa, como Francia, Holanda e Inglaterra. En estos espacios es muy difícil mantener la distancia. Así que me parece una decisión acorde a cómo está Catalunya ahora mismo", dice. 

Almirante cree muy posible que estas restricciones, dirigidas a "reducir la interacción social", se alarguen más allá de los 14 días estipulados. "Son medidas que aplanarán la curva, pero no la bajarán, que es lo que hay que lograr. Para ello, la tasa de incidencia debe ser de 200 contagios por cada 100.000 habitantes", concluye.