27 oct 2020

Ir a contenido

MIENTRAS NO SE CONSUMA

Catalunya recuerda la obligación de llevar mascarilla en las terrazas

Bundó insiste en la probabilidad de contagiarse en espacios abiertos sin el tapabocas

Agencias

Terrazas en la calle Enric Granados en Barcelona, el pasado julio.

Terrazas en la calle Enric Granados en Barcelona, el pasado julio. / FERRAN SENDRA

La 'consellera' de Presidència y portavoz del Govern, Meritxell Budó, ha apuntado este martes la necesidad de consensuar con el sector de la restauración más medidas de protección en las terrazas de los bares, entre ellas que los clientes usen las mascarillas mientras no se coma o beba.

En la rueda de prensa posterior a la reunión del Govern, Budó ha señalado las terrazas como una de las situaciones donde la gente "se relaja" y va sin mascarilla, con lo que se convierte en un entorno donde "se están produciendo contagios".

Si bien ha dejado claro que el Govern descarta cerrar o restringir las terrazas de los bares y restaurantes, sí que quiere buscar la complicidad del sector de la restauración para analizar más medidas de protección que eviten precisamente tener que recurrir a otras más drásticas.

Reunión con el gremio

Con este objetivo, el Govern ha pedido una reunión con el Gremio de la Restauración, que tendrá lugar esta semana, ha afirmado la consellera.

A la espera de los frutos que dé esta reunión, Budó ha considerado que los consumidores podrían sentarse en una terraza, pero "solo quitarse la mascarilla cuando comen o beben", y mantenerla durante la sobremesa, para así llevarla "el máximo tiempo posible".

Un aspecto para el que ha reconocido que sería necesaria la "corresponsabilidad" de todos y la "ayuda" del sector de la restauración.