13 ago 2020

Ir a contenido

SENTENCIA PIONERA

Un juez avala la 'caja negra' del coche para condenar a un conductor

La prueba pericial reveló que un conductor circulaba a 137 kilómetros antes del accidente

La fiscal delegada de Tráfico sostiene que estas periciales supondrán una revolución en la materia

J. G. Albalat

Uno los vehículos implicados en un accidente causado por un kamikaze en la A-7 a la altura de la localidad alicantina de Tibi, el pasado 19 de diciembre.  

Uno los vehículos implicados en un accidente causado por un kamikaze en la A-7 a la altura de la localidad alicantina de Tibi, el pasado 19 de diciembre.   / EFE / MANUEL LORENZO

El magistrado de Barcelona Guillermo Benlloch, titular del Juzgado de los Penal número 27ha avalado en una sentencia pionera que los datos sustraídos de la  'caja negra' de un vehículo sirvan para condenar a seis meses de prisión a un conductor que chocó contra un taxi en el 15 de agosto del 2014 en Badalona. La información extraída de este sistema  reveló que el turismo circulaba a 137,8 kilómetros por hora dentro de la ciudad. La fiscala delegada de Tráfico, Isabel López, ha explicado este martes que este tipo de pericial es importante para esclarecer los accidentes, ya que ofrece referencias no sólo del momento del impacto, sino los últimos cinco segundos.

La sentencia condena al hombre a seis meses de prisión y privación del derecho a conducir por cuatro años por circular muy por encima del límite de velocidad bajo los efectos del alcohol, y a tres delitos de lesiones por imprudencia grave. El turismo que conducía chocó con un taxi en una intersección. En el juicio no se acreditó si el taxista arrancó cuando el semáforo ya estaba en verde o unos segundos antes. La pareja que viajaba en el taxi y tres personas que iban con el conductor condenado sufrieron heridas graves.

El análisis de la 'caja negra' del taxi, un registrador de datos llamado Event Data Recorder (EDR), reveló que este vehículo circulaba a 34 kilómetros por hora y que el turismo del acusado registró una velocidad de 137,8 kilómetros.

Al presentarse esta prueba pericial, la fiscalía cambió su calificación inicial de los hechos, en la que reclamaba la absolución, y solicitó la pena de prisión. La fiscala delegada de Seguridad Vial de Barcelona, Isabel López, ha valorado la posibilidad de tener esos datos como "una revolución absoluta y total a la reconstrucción de accidentes de tráfico".

El sistema EDR es como una especie de centralita de control que  registra información relativos a la conducción, como la velocidad, freno porcentaje de aceleración y régimen de vueltas del motor. Estos datos técnicos son los que permite determinar automáticamente cuando tiene que activarse el airbag y "aplicada a la reconstrucción de un accidente", posibilita "recuperar información útil" para determinar la causas del siniestro, subraya la sentencia.

López ha explicado que todos los vehículos nuevos a partir de 2021 deberán incorporar este sistema de captación de datos, según la normativa europea, y que hasta ahora solo lo incorporan algunas marcas.  La implantación del EDR permitirá y las periciales harán más fácil acreditar los delitos de exceso de velocidad.

Darse a la fuga

La fiscala ha explicado que el año pasado se registraron 106 atestados policiales en Barcelona por dejar abandonadas a víctimas tras un accidente de tráfico y darse a la fuga. Las cifras cuentan a partir de marzo de 2019, cuando huir del lugar del accidente se tipificó como delito penal. 

Respecto a los patinetes, ha destacado que se están produciendo sentencias absolutoria al apreciar el juez que existe "un error de prohibición" en la conducta del acusado. Es decir, que no tenía conocimiento que estos aparatos eléctricos son considerardos ciclomotores y, por lo tanto, necesitan un permiso para conducirlos.

Por otra parte, en el 2019 se registraron 4.968 denuncias a conductores en controles de alcoholemia, mientras que solo se registraron 127 por consumo de drogas: "La gente no va más con alcohol que drogas, pero la persecución penal de este segundo supuesto es muy limitada debido a las carencias de garantías científicas", ha lamentado la fiscal.