21 sep 2020

Ir a contenido

A PESAR DEL CONFINAMIENTO

La selectividad sigue adelante en el Segrià para los casi 1.700 alumnos de Lleida

Los alumnos deberán cumplir con las medidas higiénicas para poder acceder a las salas de examen

El Periódico

Alumnos de bachillerato estudian en casa durante el confinamiento.

Alumnos de bachillerato estudian en casa durante el confinamiento. / JULIO CARBÓ

La Prueba de Acceso a la Universidad (PAU 2020) se mantendrá en los 9 tribunales de Lleida capital, en la zona confinada del Segrià, donde están ubicadas las sedes de examen de la comarca para los cerca de 1.700 alumnos que se presentan.

El trabajo conjunto realizado con los técnicos del PROCICAT ha confirmado que es compatible con el confinamiento perimetral establecido desde ayer sábado a las 12 del mediodía.

Por lo tanto, los 1.694 alumnos que, a partir del martes, tienen asignado como sede de examen un tribunal de Lleida capital, podrán desplazarse para realizar la prueba, tal y como estaba previsto. Desde el PROCICAT han valorado que las medidas de prevención y seguridad previstas para la realización de las pruebas en Catalunya -aprobadas por este mismo organismo el pasado 19 de junio- son suficientes para prevenir el riesgo de contagio y evitar la propagación del covid-19.

Higiene y distancia social

Concretamente, estas medidas se basan en el respeto a la distancia social de seguridad, el uso de la mascarilla y la intensificación de la higiene de manos. Asimismo, se apela a la responsabilidad social de los participantes para que nadie se presente en el centro asignado en caso de tener síntomas compatibles con el coronavirus o estar en situación de cuarentena domiciliaria e ir directamente al centro de atención primaria de su municipio.

Asimismo, será necesario cumplimentar una declaración de autorresponsabilidad y llevar un comprobante de matriculación en la PAU 2020, documento en el que constan los horarios y la sede asignada al alumno.

Desde la comisión organizadora de la PAU, se recuerda a estos alumnos que tendrán que ir directamente a la sede de la prueba y que, una vez finalizado el examen o exámenes que tengan que hacer, tendrán que volver directamente a su municipio de residencia.

Un total de 39.904 estudiantes (34.547 en 2019) se han matriculado este año en la prueba de acceso a la universidad (PAU) que tendrá lugar la próxima semana, concretamente los días 7, 8, 9 y 10 de julio.