08 jul 2020

Ir a contenido

encuesta de la UE

La desigualdad mina la confianza de los españoles en jueces y políticos

El sondeo muestra que cuanto peor es la situación socioeconómica, menos se cree en el sistema democrático

Uno de cada tres europeos preguntados no considera que todos disfruten de los mismos derechos

Antonio Sánchez Solís/Efe

Colas para recoger comida en el comedor de las Misioneras de la Caridad.

Colas para recoger comida en el comedor de las Misioneras de la Caridad. / FERRAN NADEU

El 55 % de quienes viven en España piensa que no todo el mundo disfruta de los mismos derechos y solo el 8 % cree en la total independencia de los jueces, según una encuesta realizada en la Unión Europea (UE) que muestra que cuanto peor es la situación socioeconómica menor es la confianza en el sistema democrático.

Esos datos forman parte del estudio "Qué significan los derechos fundamentales para la gente en la UE", una encuesta realizada entre enero y octubre de 2019 entre 35.000 personas en la Unión Europa y Macedonia, y que publica este miércoles la Agencia de Derechos Fundamentales (FRA) de la Unión Europea.

El sondeo muestra que la confianza de los españoles en el sistema democrático es menor que la media europea en temas como la igualdad de derechos o la independencia de la justicia.

Por ejemplo, ante el enunciado "todo el mundo disfruta los mismos derechos humanos básicos", el 55 % de los encuestados en España responde negativamente, un porcentaje que sólo es mayor en Croacia y Chipre, y que está muy por encima del 30 % de la media comunitaria.

Además, el 68 % de los encuestados en España creen que los jueces nunca o solo algunas veces tienen la capacidad de actuar sin interferencias del Gobierno, lo que sitúa al país como el octavo con mayor nivel de desconfianza en ese aspecto de la justicia, dentro de los 29 en los que se realizó el estudio.

Así, solo el 8 % de los encuestados cree que los jueces en España actúan siempre libres de la influencia del Gobierno.
La encuesta de la UE indica que el 58 % de los entrevistados en España creen que los políticos y partidos convencionales no se preocupan por ellos, un porcentaje en línea con la media europa.

Respecto a la corrupción, el 61 % cree que es más probable encontrar trabajo o recibir un ascenso si se es miembro del partido político que esté en el poder, levemente por debajo del 63 % de la media.

Por contra, el 76 % considera inaceptable ofrecer regalos o favores a funcionarios para obtener, por ejemplo, mejor atención en un hospital público o el permiso de conducir.

En el conjunto de la UE solo el 64 % rechaza recurrir a esos sobornos.

También en España se da uno de los mayores porcentaje de encuestados que creen que la defensa de los derechos de las minorías es importante para la democracia, con un 79 %, el tercero más alto, frente al 66 % de media de la UE.

Aunque el informe de la FRA no especifica los datos socioeconómicos de los encuestados por países, las cifras generales muestran que conforme mayores son las dificultades de llegar a final de mes, o menor es el nivel de estudio, más baja es la confianza en la igualdad de derechos y el sistema democrático.

La desigualdad mina la confianza en la democracia 

Del estudio se deduce que uno de cada tres europeos no cree que todos disfruten de los mismos derechos. El 60 % cree que los políticos no se preocupan por la gente. Y más de la mitad duda de la independencia de la Justicia. Cifras que reflejan una desconfianza en el sistema que crece cuanto peor es la situación socioeconómica de las personas.

La encuesta realizada el año pasado se hizo entre 35.000 residentes en la Unión Europea y Macedonia.