NUEVO CASO

Francia denuncia la muerte a tiros de un oso en el Pirineo

El animal fue abatido en Ariège, en el departamento de Occitania

El oso abatido en el Pirineo francés.

El oso abatido en el Pirineo francés. / TWITTER / MINISTERIO DE LA TRANSICIÓN ECOLÓGICA Y SOLIDARIA DE FRANCIA

1
Se lee en minutos
Efe

La ministra francesa de Transición Ecológica, Élisabeth Borne, ha denunciado en sus redes sociales el hallazgo en Ariège, Pirineos franceses, del cadáver un oso abatido a tiros, y anunció que el Estado interpondrá una denuncia.

"El oso es una especie protegida, este acto es ilegal y profundamente condenable. El delegado del Gobierno se ha desplazado hasta el lugar. El Estado va a interponer una denuncia", indicó Borne en un mensaje en Twitter, acompañado de una foto del animal muerto.

La asociación Pays de l'Ours-Adet, que lucha por el regreso y la preservación de los osos en los Pirineos, también ha denunciado el crimen en sus redes, donde indicó que acudirá igualmente a la justicia. "Nadie tiene derecho de vida o muerte sobre la población de osos. Renunciar a reemplazar este oso sería dar razón a los cazadores furtivos", escribió la asociación en Facebook.

Para reforzar la presencia de la especie en los Pirineos, prácticamente extinta a finales de los años 1980, las autoridades iniciaron un trabajo de reinserción a ambos lados de la frontera con la aceptación del gobierno español, francés y andorrano. A día de hoy cuenta con unos 50 ejemplares.

Problemas con los ganaderos

Pero la presencia de los osos se ha convertido en un polémico motivo de discusión entre los países, especialmente con ganaderos y pastores que denuncian, también del lado español, una incidencia a menudo fatal en sus rebaños.

Por otro lado, los defensores de la introducción del oso dicen que la cohabitación es posible.

Noticias relacionadas

El crimen se conoce además dos meses después de la muerte en el Valle de Arán del oso Cachou, de cinco años, hijo de Balou, introducido en 2006, y sobre el que reposaban expectativas de mejora de las condiciones genéticas y demográficas de la población pirenaica de plantígrados, según las organizaciones ecologistas.

Varias organizaciones reclamaron una necropsia del animal pero el Juzgado que lleva el caso ha decretado el secreto de sumario. 

Temas

Osos Pirineos