30 may 2020

Ir a contenido

denuncias de la guardia civil

12 pilotos denunciados por efectuar 35 vuelos ilegales de drones en Barcelona

Incumplieron la normativa de seguridad aérea y la Ley de Seguridad Ciudadana al volar en franjas horarias y espacios exteriores con movilidad restringida

Efe

La Guardia Civil denuncia a 12 pilotos por 35 vuelos ilegales con drones en Barcelona. / VÍDEO: GUARDIA CIVIL / EFE

La Guardia Civil ha denunciado a 12 pilotos por 35 vuelos ilegales con drones en Barcelona durante el periodo de vigencia del estado de alarma, entre ellos un francés que ha realizado desde antes de la pandemia hasta ahora 52 vuelos no autorizados.

La Guardia Civil informa este sábado en un comunicado de que las denuncias han sido tramitadas por el equipo Pegaso del instituto, creado en diciembre del 2019 y operativo desde febrero de este año con sede en el aeropuerto Josep Tarradellas-El Prat.

Controlar, detectar e inhibir vuelos

Este grupo, precisa la Guardia Civil, es el encargado de controlar, detectar y, si procede, inhibir los vuelos denominados RPAS, siglas correspondientes a aeronaves pilotadas por control remoto, conocidas popularmente como drones.

Desde el inicio de la pandemia, la Guardia Civil detectó a 12 pilotos con vuelos no autorizados, por lo que fueron denunciados por incumplimiento de la normativa de seguridad aérea y también contra la Ley de Seguridad Ciudadana, al realizarse en franjas horarias y espacios exteriores en los que estaba restringida la movilidad.

Un ciudadano francés hizo 52 vuelos no autorizados

Entre esos pilotos figura un ciudadano francés, operador profesional de drones y vecino de Barcelona, que realizó 52 vuelos sin autorización del ente público Enaire. Se le imputa el incumplimiento de la prohibición de sobrevolar aglomeraciones de personas antes de que se decretase el estado de alarma, también edificios, y carecer de placas identificativas tanto de la nave como de la estación de pilotaje, así como incumplir la obligación de coordinarse con la torre de control del aeropuerto de Barcelona y los diversos helipuertos de la ciudad.

Las infracciones detectadas por el equipo Pegaso de la Guardia Civil se han puesto en conocimiento de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea y de la Delegación Territorial del Govern de la Generalitat.

Control de infraestructuras

Este grupo de la Guardia Civil tiene encomendado el control de infraestructuras y control fiscal de los aeródromos de Barcelona, además de la detección y, si procede, inhibición de vuelos de drones en el área del control del tráfico aéreo de Barcelona, así como la supervisión de helipuertos y la investigación de posibles delitos o infracciones cometidas con aeronaves tripuladas a distancia. 

Este equipo cuenta con un detector capaz de localizar e identificar un dron en vuelo y dispone de un inhibidor que puede anular la cámara o permitir que los agentes tomen el control de la aeronave en caso de riesgo. 

Temas Drones