26 oct 2020

Ir a contenido

Una joven de 17 años de Málaga que estuvo de viaje de estudios en Italia, contagiada con el coronavirus

La alumna del Colegio Santa Rosa de Lima formaba parte de la expedición que adelantó la vuelta a España desde el país transalpino

Jose María de Loma / Cristóbal G. Montilla

Entrada al colegio Santa de Rosa de Lima, ubicado en la calla Argentea de Málaga capital.

Entrada al colegio Santa de Rosa de Lima, ubicado en la calla Argentea de Málaga capital. / Google Maps

Una joven estudiante de 17 años del Colegio Santa Rosa de Lima de Málaga capital ha dado positivo en el análisis del coronavirus a pesar de que en los últimos días se había mostrado prácticamente asintomática, solo con un poco de tos, según confirmaron fuentes sanitarias a 'La Opinión de Málaga', diario de Prensa Ibérica.

De este modo, este jueves por la tarde se elevan a 14 los casos confirmados en la comunidad autónoma andaluza. De ellos, más de la mitad -ocho- han sido localizados en la provincia de Málaga. Y dos de ellos, los últimos en conocerse, se corresponden con pacientes de Málaga capital, ya que el otro es un hombre de 73 años que permanece ingresado en estado grave en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Clínico Universitario Virgen de la Victoria.

En su domicilio

Al igual que el resto de pacientes que no revestían gravedad, la alumna del Colegio Santa Rosa de Lima estará en seguimiento activo en su domicilio con todas las garantías de seguridad y atención, tal y como dictaminan los protocolos del Ministerio de Sanidad para estos casos.

Este colegio malagueño era uno de los centros educativos de la provincia que se encontraban de viaje de estudios en Italia en plena crisis del coronavirus, que ha afectado especialmente a este país europeo. Ahora, medio mes después de la excursión, se ha hecho público el resultado positivo de uno de los análisis prácticados a los miembros de la expedición.

Del 18 al 26 de febrero

El grupo partió desde la capital malagueña el pasado martes 18 de febrero y el regreso se produjo el miércoles día 26, con la salvedad de que la salida de la nación transalpina se produjo, un par de día antes de lo previsto, en autobús hacia Barcelona. Una vez allí, la vuelta a Málaga se produjo en avión y, de ese modo, se puso fin a un itinerario por varias ciudades, entre las que se encontraban Roma o Florencia. Sin embargo, los jóvenes no llegaron a visitar Venecia, tal y como había sido previsto inicialmente, por temor a posibles contagios.