03 abr 2020

Ir a contenido

MEDIDAS DE CIVISMO

Girona prohibirá pasear perros por zonas ajardinadas

La nueva normativa obligará a esterilizar los perros de raza potencialmente peligrosa

ACN

Un perro orina en la Diagonal.

Un perro orina en la Diagonal. / ALBERT BERTRAN

Girona prohibirá pasear perros por las zonas ajardinadas de la ciudad y multará a quienes no lleven una botella de agua para echarla sobre los orines. En este caso, las sanciones serán de hasta 1.500 euros (la misma prevista para quien no recoja los excrementos).

La nueva ordenanza de tenencia de animales obligará también a esterilizar los perros de raza potencialmente peligrosa y a los perros de cruces que también lo aparenten. El regidor de Sostenibilitat, Martí Terés, dice que estas razas son las que más abandonos padecen y que si crían, quedan desatendidos. Respecto a los gatos, el ayuntamiento pretende ir reduciendo las colonias que se han ido formando en la ciudad.

La normativa regulará otros aspectos como el número máximo de animales que podrán vivir en una misma vivienda. Así, han determinado que el máximo serán cinco, pero no han limitado ningún número máximo de perros para sacarlos a pasear excepto en el caso de los perros peligrosos, que solo podrán pasear de uno en uno.

Primera multa con test de ADN

El Ayuntamiento de Vic sancionó esta semana por primera vez al propietario de un perro por no recoger los excrementos de su mascota en la vía pública después de que dos agentes de la Guardia Urbana lo pillaran in fraganti. El consistorio anunció hace una semana que se empezaría a multar.  

De acuerdo con el procedimiento, después de que la policía lo identificara, los agentes han recogido una muestra de las heces para analizarla en el laboratorio. La intención de este acto es crear una base de datos de muestras de ADN de las mascotas del municipio con el objetivo, según el Ayuntamiento, de fomentar el civismo y erradicar estos comportamientos en el municipio.