21 feb 2020

Ir a contenido

SANIDAD

El Govern impulsa una "revolución tecnológica" para ganar tiempo para el paciente

La implementación del Historial Electrònic de Salut (Hes) tendrá un coste de 40 millones de euros

Centro de asistencia primaria de la Costa Brava de Catalunya.  

Centro de asistencia primaria de la Costa Brava de Catalunya.   / GLÒRIA SÀNCHEZ ICONNA

La Conselleria de Salut de la Generalitat ha iniciado una "revolución tecnológica" de la mano del Historial Electrònic de Salut (Hes), que permitirá a los profesionales dedicar menos tiempo a procesos burocráticos y a consultar información e incrementará el tiempo de interacción entre el médico y el paciente.

La consellera, Alba Vergés, y el director del Servei Català de la Salut (CatSalut), Adrià Comella, presentaron este viernes en el Centre d'Atenció Primària (Cap) Vila de Gràcia-Cibeles de Barcelona una herramienta, con una inversión de 40 millones de euros en cuatro años, que fusionará en "una única arquitectura tecnológica y funcional" los dos principales repositorios de información clínica de Catalunya.

De esta manera, la Estació Clínica de l'Atenció Primària (Ecap) y la Història Clínica Compartida (HC3) estarán bajo el mismo paraguas y los profesionales accederán a los datos de los pacientes de una forma más rápida e intuitiva, y la atención primaria estará más vinculada a los hospitales con una conexión mucho más ágil en el flujo de información.

Desburocratizar a los profesionales

Para Vergés, el Hes permitirá 'desburocratizar' el trabajo de los profesionales para tener "más tiempo, más mirada y más atención" para los pacientes, además de mejorar las condiciones de los trabajadores que, a juicio de la consellera, son uno de los pilares del sistema que ponen toda su vocación al servicio de la salud.

De hecho, un estudio realizado en 2018 revela que un 40% del tiempo que dedica un profesional durante una consulta médica sirve para introducir y consultar datos al Ecap e incluso apuntan a que, en algunos casos, se supera más de la mitad del tiempo interactuando con el ordenador.

Comella ha asegurado que con una única herramienta y una única base de datos se "potenciará el trabajo de los profesionales para poner en el centro a los pacientes", y se desplegará primero en la atención primaria, la salud mental ambulatoria y en el ámbito de la rehabilitación de todo el territorio catalán.

Nuevos tiempos

La consellera ha explicado que se necesitan herramientas e instalaciones pioneras para trabajar en condiciones y ha añadido que, pese a tener ya instrumentos muy buenos con acceso a la información, la tecnología ha cambiado mucho y "poner al día las plataformas digitales es imprescindible".

Comella ha comentado que el impulso del Hes comportará "una interfaz más intuitiva y más fácil de usar" porque se necesitarán menos clics para acceder a la información necesaria y se acompañará de una estación clínica que se adaptará a cada paciente en función de su condición clínica.

El sistema, según el comunicado de la Conselleria, también ganará en seguridad porque con "una mayor robustez tendrá menos puntos de fallo", cumplirá con el reglamento general de protección de datos e incorporará mejoras en ciberseguridad.