20 feb 2020

Ir a contenido

En Pontevedra

El fuerte viento dificulta las tareas para reflotar el narcosubmarino

Los técnicos tratan de sacar a flote desde primera hora de la mañana la nave con globos

Efe

Un submarino cargado con casi 3.000 kilos de cocaína de gran pureza ha sido interceptado en la costa gallega. / EFE VÍDEO

El fuerte viento que azota la zona de la península del Morrazo (Pontevedra) está dificultando las labores de los equipos marítimos que tratan de reflotar el submarino hallado el pasado fin de semana con un cargamento de cocaína de unos 3.000 kilos en su interior.

El narcosubmarino, de unos 20 metros de eslora, podría pesar unas 40 toneladas al estar lleno de agua, lo que, unido la alerta amarilla activa en la zona por fuertes vientos, dificulta la maniobra.

Los técnicos tratan de reflotar desde primera hora de la mañana la nave con globos, para lo que están instalando mangueras con el fin de inflarlos y conseguir subirlo a la superficie e inspeccionar la droga que se encuentra en el interior.

El sumergible se encuentra a unos 10 metros de profundidad después de ser arrastrado ayer hasta el lugar donde está ahora, a una milla náutica del puerto de Aldán

Labores de remolque

Miembros del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil y el servicio marítimo de este cuerpo, junto con Vigilancia Aduanera, consiguieron reflotar el narcosubmarino hundido en la madrugada del domingo en la ría de Aldán, aunque a última hora de la tarde tuvieron que interrumpir las labores de remolque debido a su peso y al riesgo que corría de fracturarse, informaron a Efe fuentes de la investigación. 

Junto al submarino se encuentran esta mañana equipos policiales submarinistas, agentes del servicio de Vigilancia Aduanera y un remolcador propiedad de una empresa de O Grove.

Varias patrullas policiales se encuentran en las inmediaciones de la zona del litoral, que está prácticamente blindada.

Los tripulantes del submarino, que supuestamente es el primero hallado en las costas europeas con droga tras efectuar un viaje transoceánico, lo abandonaron, pero dos de ellos, de nacionalidad ecuatoriana, fueron detenidos y podrían ser puestos en las próximas horas a disposición judicial.

El tercer tripulante, que se fugó, supuestamente de nacionalidad española, según fuentes de la investigación, es objeto de una amplia operación de búsqueda.

Temas Galicia