Ir a contenido

POR APOYAR LA ULTRADERECHA

La Marcha del Orgullo Gay deja sin carroza a PP y Ciudadanos

Los políticos podrán sumarse a pie pero lejos de la cabecera de la marcha, que ocuparán activistas históricos

Una carroza en la manifestación del Orgullo Gay en Madrid, en el 2017.

Una carroza en la manifestación del Orgullo Gay en Madrid, en el 2017. / JUAN MANUEL PRATS

Activistas históricas LGTBI, como Boti García Rodrigo, Jordi PetitCarla Antonelli Beatriz Gimeno, protagonizarán la cabecera de la manifestación del Orgullo 2019, en la que Cs "no llevará carroza por empoderar a partidos que atentan contra la dignidad del colectivo" ni el PP podrá sumarse a la cabecera de la manifestación como hicieron hace dos años.

Así lo han anunciado la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans y Bisexuales (FELGTB) y COGAM, colectivo LGTBI+ de Madrid. Su presidenta, Uge Sangil, ha explicado que este año quieren que "todo el protagonismo recaiga sobre las personas que fueron pioneras en la lucha" por los derechos del colectivo y, por lo tanto, "serán ellas quienes encabecen la manifestación en lugar de los líderes de los partidos políticos".

La manifestación, que este año se convoca bajo el lema 'Mayores sin armarios. ¡Historia, lucha y memoria! Por una Ley LGTBI estatal', llevará como reivindicación principal la aprobación de una Ley Estatal LGTBI, fundamentalmente centrada en los derechos de las personas trans, que garantice la igualdad de derechos para el colectivo.

Además, en este año de memoria histórica, la marcha hará especial hincapié en la importancia de "no dar ni un paso atrás en derechos adquiridos y de frenar a la ultraderecha", que está entrando en los gobiernos autonómicos "gracias a la mano que le están tendiendo los partidos conservadores mayoritarios".

Carrozas de PSOE y Podemos

Por este motivo, ni el Partido Popular, ni Ciudadanos tendrán representación oficial en la marcha y, por tanto, no llevarán carroza a diferencia de otros partidos como PSOE y Podemos.

"Como en cualquier manifestación, tendrán por supuesto libertad para sumarse a pie en igualdad de condiciones que el resto de las entidades, pero encabezar una marcha que grita 'Ni un paso atrás' y simboliza la libertad y la igualdad de derechos del colectivo mientras se empodera a aquellos que quieren volver a privarnos de los pocos derechos que hemos alcanzado son cosas incompatibles". "Desde las entidades que representan al colectivo LGTBI pedimos coherencia a los partidos", ha defendido Uge Sangil.

Por su parte, la presidenta de COGAM, Carmen García de Merlo, asegura que "este año, en el que han aparecido partidos políticos en España con representación institucional que propugnan volver a atrás, a un país gris, sin apenas derechos civiles, encorsetado y punitivo con respecto a lo que creían conductas inmorales y reprobables", por lo que piensan que "es mejor dejar al activismo en primera línea de esta manifestación".

Derechos reconocidos

Sí reconocerán a los partidos que se han sumado al decálogo, expresándoles su agradeciendo por su compromiso y negando la colaboración "con esos partidos involucionistas". "Queremos que nuestros derechos se vean reconocidos en las leyes tal y como dice el art 10.2 de la Constitución de 1978 de acuerdo a la Declaración Universal de los Derechos Humanos y a los tratados internacionales ratificados por España, entre ellos, los que reconoce la Unión Europea al ser España un país integrante de la misma", han apuntado.

Tal y como recuerda, "hace cincuenta años, se produjo una revuelta en un bar de Nueva York (Stonewall) que dio origen a la reivindicación del movimiento LGTB en el mundo". Por ello, insiste en que "la lucha no ha terminado aún" y este año se recordará a los mayores, gracias a los cuales hoy gozan de esos derechos".

La manifestación saldrá a las 18.30 horas desde Atocha y finalizará a las 23.30 horas en la Plaza de Colón.