25 oct 2020

Ir a contenido

Cada vez más

Más de 9.000 gatos viven asilvestrados en las calles de Barcelona, cada vez más

Los veterinarios se muestran peocupados por la creciente cantidad de felinos que viven en la calle

El Periódico

Gatos en Japón.

Gatos en Japón. / REUTERS / THOMAS PETER

Más de 9.000 gatos viven asilvestrados en las calles de la ciudad de Barcelona, donde el Consejo de Colegios Veterinarios de Cataluña ha contado hasta 700 colonias de felinos, en un fenómeno creciente que preocupa a los veterinarios por los problemas de zoonosis y salud pública que puede comportar.

Por este motivo, el Consejo de Colegios de Veterinarios de Catalunya ha creado el Observatorio de Gestión Integral Felina (GIF-VET) para recoger información sobre la creciente presencia de colonias de gatos asilvestrados en las ciudades y poder hacer frente a los problemas de zoonosis, salud pública y bienestar animal.

El Consejo de Colegios Veterinarios, que agrupa a los colegios profesionales de Barcelona, Girona, Lleida y Tarragona, ha presentado este jueves en Barcelona el Programa y el Observatorio GIF-VET durante una jornada dedicada a 'Gatos ferales y colonias urbanas, un reto para la profesión'.

En la jornada, los veterinarios han pedido "más implicación de las administraciones locales" para que se doten de herramientas para una actuación profesional que sea capaz de hacer frente a la zoonosis y de garantizar la salud pública y el bienestar animal.

Los veterinarios han expresado su preocupación por la creciente cantidad de gatos que viven en la calle y en los parques de pueblos y ciudades "sin ningún tipo de intervención o control veterinario" y sin tener en cuenta que la progresión felina de crecimiento establece que una sola gata puede tener una descendencia indirecta de más de 1.700 gatos y gatas en solo tres años.

Actuaciones para cada municipio

"Los problemas relacionados con las colonias de gatos no controladas son sanitarios, de convivencia y para el medio ambiente, por lo que es necesario establecer una gestión global y transversal que permita adoptar medidas para resolver la problemática y, al mismo tiempo, la vida de los gatos en buenas condiciones de salud e integrados en los espacios urbanos", han señalado los veterinarios.

Este es el objetivo del Programa y el Observatorio para la Gestión Integral Felina GIF-VET, que recomienda hacer actuaciones a medida para cada municipio y desaconseja que solo se proceda "única y exclusivamente" a la retirada de una colonia de gatos y su traslado completo a un centro de acogida.

El programa GIF-VET nace para promover "un posicionamiento eficaz respecto al control de la proliferación de gatos en los núcleos urbanos, con el fin de reducir los problemas generados por las colonias de gatos urbanos mediante el método CER (captura, esterilización y regreso), para conseguir llegar al sacrificio cero y la natalidad cero en las colonias de gatos urbanos", han explicado sus impulsores.

Temas Gatos