Investigación policial y rastreo en las redes

Búsqueda contra reloj de un perro enfermo del corazón robado en Sant Cugat

Una familia cogió a 'Bracket', un bulldog francés negro, de la puerta de una tienda

Almudena Herraiz y su perro Bracket, enfermo del corazón y robado en la puerta de una tienda de Sant Cugat del Vallès.

Almudena Herraiz y su perro Bracket, enfermo del corazón y robado en la puerta de una tienda de Sant Cugat del Vallès.

Se lee en minutos
Óscar Hernández
Óscar Hernández

Periodista

ver +

"Que por favor me lo devuelva, que es parte de mi familia, que estamos rotos por dentro y sufrimos una angustia constante. Está operado del corazón y necesita medicación diaria. Que lo lleven a un veterinario o que lo aten a una farola para que lo podamos encontrar", suplica Almudena Herraiz, la propietaria de Bracket, un pequeño bulldog francés de pura raza de tres años que fue robado el pasado sábado en la entrada de una céntrica y concurrida tienda del Sant Cugat del Vallès.

[ACTUALIZACIÓN: BRACKET HA SIDO ENCONTRADO EN UN JARDIN DE SANT QUIRZE DEL VALLÈS EL JUEVES 2 DE MAYO]

Con la emoción contenida, después de haber pasado dos días llorando, Herraiz, una joven dentista, recuerda perfectamente minuto a minuto todo lo que hizo el sábado 27 de abril, el ultimo día que vio a Bracket. "Entré en Casa Ametller de la calle de Frances Moragas a comprar dos cosas y lo dejé atado en un gancho para mascotas en la entrada. Cuando estaba pagando noté algo, una sensación. Y al salir Bracket ya no estaba". Eran las 11 de la mañana

Falso sospechoso y una buena pista

A partir de ese instante comenzaron las carreras por la calle, la movilización de los empleados y clientes de la tienda y los transeúntes de la zona. El aviso a la cercana comisaría de la Policía Local y la persecución de un hombre que llevaba un perro idéntico a Bracket consigo. Todo el sábado peinando el centro de Sant Cugat. Y también las calles de Rubí por un falso aviso. Y tres días después, Herraiz sigue sumida en la angustia pero dispuesta a ganar esta carrera contrarreloj para salvar a su perro de una muerte probable si no toma la medicación.

"Estoy muy sorprendida y agradecida por la ayuda de la gente que no deja de compartir el cartel y mi alerta por las redes sociales. Hay voluntarios que han puestos carteles por las calles. Y mucha gente que me llama y me apoya", explica ilusionada. "Siempre he creído en la gente y ahora más que nunca", añade.

Las imágenes de las cámaras

De momento, ha conseguido también que la Policía Local de Sant Cugat examine las grabaciones de las cámaras de seguridad que hay en la calle de Francesc Moragas. Hay un testigo que vio a una pareja con una niña de unos cinco años que cogían el perro en la puerta de la tienda y se metían en un coche aparcado en la zona azul de esa misma calle antes de desaparecer. Esta es la pista más sólida, que investigan la Policía Local y los Mossos d'Esquadra.

Aunque un perro de estas características, con pedigrí, cuesta más de mil euros, los robos de este tipo de mascotas son extraordinarios, según fuentes policiales. Los animales llevan un chip que permite identificarlos. "Les pido a los que lo cogieron que nos lo devuelvan. Si lo han tenido estos días, habrán comprobado lo especial y bueno que es. Que entiendan que el perro sufre y también nos necesita, que está enfermo y tiene que volver a medicarse, que necesita una vida de reposo", cuenta Herraiz.

El desaprensivo aprovechado

Y mientras confía "en la buena gente", esta joven dentista lamenta también que haya desaprensivos como el que la llamó para pedirle dinero por decirle donde está Bracket. Desde ese mismo número, otras personas a las que se les había extraviado su mascota recibieron llamadas ofreciendo su colaboración a cambio de dinero. La policía ya va tras él. Un aprovechado del dolor y la desesperación. 

Noticias relacionadas

"Yo me pasé toda la vida pidiendo a mis padres un perro y nunca me lo compraron. Cuando ya mayor me fui a vivir con mi pareja, decidimos cumplir ese sueño de infancia y fuimos a buscar a Bracket. Luego enfermó y le operamos del corazón. No puede correr, ni pasar calor. Pero es muy tranquilo y bueno. Y nos da mucho amor".

El chip permite identificar siempre al legítimo propietario

El chip subcutáneo que llevan los perros en el lado izquierdo del cuello permite identificar siempre a su propietario. Los veterinarios disponen de un lector del chip que facilita un número con el que estos profesionales pueden acceder directamente a la base de datos del Col·legi de Veterinaris y consultar los datos del dueño. "Es algo que nosotros hacemos cuando el animal llega a consulta si es un cliente nuevo", explica Araceli Calvo, veterinaria de Ars Veterinaria, una conocida clínica barcelonesa de animales de compañía<span style="background-color: rgb(255, 255, 255);">.</span>

Temas

Perros Robos