Ir a contenido

OPERACIÓN DE LOS MOSSOS D'ESQUADRA

Cae una banda que robó en 20 casas del entorno de Barcelona

Los criminales, de origen albanés, estaban preparando su huida de Catalunya cuando fueron detenidos

El Periódico

Parte del botín interceptado a la banda de ladrones. 

Parte del botín interceptado a la banda de ladrones.  / MOSSOS D'ESQUADRA

Los Mossos d'Esquadra han desarticulado un grupo de origen albanés al que se atribuye la comisión de 20 robos con fuerza en domicilios del área metropolitana de Barcelona, en una operación que se ha saldado con nueve detenciones y el ingreso en prisión de seis hombres. La policía catalana detuvo, el pasado día 18, a ocho hombres en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) y uno en Barcelona como presuntos autores de veinte robos con fuera en domicilios de las comarcas de Anoia, Baix Llobregat, Barcelonès y Vallès Occidental.

En un comunicado, los Mossos han precisado este sábado que el grupo estaba preparando su huida de Catalunya y que dos de los miembros más activos del entramado ya huyeron a Francia e Italia, lo que precipitó el operativo policial que terminó con la detención de nueve hombres con antecedentes en otros países de la Unión Europea. La investigación comenzó a mediados del mes de noviembre, cuando los Mossos detectaron que en la comarca del Baix Llobregat se había producido un aumento considerable de robos con fuerza en residencias, siempre siguiendo un mismo patrón

Golpes coordinados

Las mismas fuentes han explicado que el grupo actuaba, de manera coordinada y desde hacía meses, para robar casas aisladas y plantas bajas de la capital catalana y de los municipios de las cercanías. Los investigadores comprobaron que los responsables de los robos formaban parte de un grupo de unas 15 personas que hacía unos días que se habían asentado en L'Hospitalet de Llobregat, según los Mossos, a causa del incremento de la presencia policial en el distrito barcelonés de Ciutat Vella

Los ladrones controlaban cuatro pisos en L'Hospitalet y utilizaban dos vehículos para desplazarse hasta el lugar del robo, y además, también usaban la red de transportes metropolitanos para sus desplazamientos y para evitar así los controles policiales en las carreteras. La Generalitat ha asegurado que la operación ha permitido recuperar gran parte del material presuntamente sustraído, que está siendo analizado para ser devuelto a sus propietarios. 

Los arrestados pasaron a disposición judicial y el juez instructor decretó el ingreso en prisión de seis de los detenidos y la libertad con cargos para los otros tres. La investigación continúa abierta, por lo que no se descartan más detenciones.