29 oct 2020

Ir a contenido

INICIATIVA DE SANIDAD

Plan para frenar el abuso de los antibióticos

El exceso provoca que dejen de ser efectivos para sanar determinadas infecciones

Olga Pereda

Pastillas de antibióticos.

Pastillas de antibióticos. / Carlos Montañés

De todos los países avanzados, España es el que más antibióticos consume. El abuso de estas medicinas conlleva que dejen de hacer efecto a la hora de sanar determinadas infecciones dado que las bacterias son más resistentes. Con el objetivo de parar esta preocupante tendencia, el Ministerio de Sanidad presentó este jueves el segundo plan frente a la resistencia a los antibióticos, que durará desde 2019 hasta 2021. Vigilancia, control, prevención, investigación, formación y comunicación son los seis ejes del plan.

"Si no se actúa con urgencia en 2050 la resistencia a los antibióticos podrían desbancar al cáncer como primera causa de muerte”, explicó la ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo. “No se trata de ser alarmista, pero tampoco debemos ocultar una realidad que se ha convertido en un riesgo global”, añadió.

2.500 muertes al año

La resistencia a los antibióticos causa unas 2.500 muertes anuales. Muertes que, en muchos casos, son evitables. El gasto sanitario que ocasiona es de unos 150 millones de euros al año. “No olvidemos -recuerdan los promotores del plan- que el origen de este problema no son las bacterias sino nosotros porque el principal motivo de la aparición de estas resistencias reside en la utilización excesiva y el uso inadecuado de los antibióticos”.

En el plan están integrados ocho ministerios, además de todas las comunidades autónomas, universidades y sociedades científicas. Una vez que esté puesto en marcha, las autoridades sanitarias vigilarán el consumo de antibióticos en hospitales, centros de salud y explotaciones ganaderas.