Ir a contenido

DEL 26 AL 30 DE NOVIEMBRE

Los médicos de primaria catalanes convocan cinco días de huelga a final de mes

Reclaman una mejora de las condiciones laborales y que se les reduzca la carga asistencial

Beatriz Pérez

Concentración de médicos y enfermeras ante la Conselleria de Salut en noviembre del 2011.

Concentración de médicos y enfermeras ante la Conselleria de Salut en noviembre del 2011. / RICARD CUGAT

Los médicos de atención primaria del Institut Català de la Salut (ICS) han sido convocados a cinco días de paros (los próximos 26, 27, 28, 29 y 30 de noviembre) para reclamar mejoras laborales y una reducción de la presión asistencial que sufren desde que se empezaron a aplicar los recortes en sanidad. Entre otras medidas, los convocantes de la huelga exigen también que las plantillas se refuercen con 920 profesionales adicionales y que los que están en activo puedan recuperar el poder adquisitivo.

Al paro están llamados más de 5.700 médicos de cabecera, pediatras, odontólogos y ginecólogos de primaria de toda Catalunya. Lo convoca el sindicato Metges de Catalunya (MC) y empezará después del 25 de noviembre, día en que se celebran las oposiciones para optar a 1.343 plazas de Medicina de Familia y Comunitaria y a 208 de Pediatría en territorio catalán. 

De llevarse a cabo, esta huelga se producirá 10 años después de la que tuvo lugar en el 2008, cuando 38 centros de primaria gestionados por el Institut Català de la Salut (ICS) en la ciudad de Barcelona se movilizaron contra la sobrecarga de trabajo, el colapso de las consultas y por una mejora de la calidad asistencial. Aquel año, el lema de la huelga era 'No m'explotis' y, en palabras de Óscar Pablos, secretario de atención primaria-ICS de Metges de Catalunya, "muchas de aquellas demandas siguen vigentes hoy". 

El ICS espera que no se convoque

Pero el ICS tiene la esperanza de que finalmente se desconvoque la huelga. "Estoy plenamente convencido de que tendremos un acuerdo y no habrá huelga", ha dicho en una atención a los medios el presidente del organismo, Josep Maria Argimon.

Ha asegurado que conoce las demandas de los profesionales y que las comparten desde la dirección del ICS y parte de la Conselleria de la Salud, y que presentarán en los próximos días un plan con "acciones a corto, medio y largo plazo, con calendarios concretos y por lo tanto con compromisos concretos" para cada una de las medidas.

Los motivos

Porque el enfado es extremo. "Cada vez hay más compañeros que se ven obligados a coger la baja por las condiciones en las que están haciendo su trabajo", ha proseguido Pablos, quien ha lamentado asimismo que la administración ha apostado por un modelo de trabajo cuantitativo, en lugar de cualitativo, sin respetar el tiempo que requieren para valorar la situación del paciente: "Este modelo nos está haciendo enfermar, está agotando a los profesionales", y les está haciendo perder el control sobre el acto médico al no dotarles de tiempo para reflexionar.

A esta situación se suma una bajada del 30% del poder adquisitivo de los facultativos de los centros de atención primaria (CAP), que implica que muchos opten por trabajar en hospitales porque el sueldo no compensa la carga: "La sanidad catalana está en urgencias, pero la atención primaria está en la uci", ha diagnosticado, y ha lamentado sordera por parte de la Generalitat a sus peticiones. "Desde el 2010 hemos visto como el presupuesto que se asigna a la atención primaria no para de menguar", y ha pasado de recibir el 18,4% de la cuantía de salud de la Generalitat en 2010 al 16,9% actual, lejos del 25% que ven necesario.

Déficit del 30% de pediatras

La portavoz de Pediatría del sindicato, Ana Roca, ha afirmado que hay una falta del 30% de estos especialistas en los CAP, y los que hay tienen hasta 15 pacientes en el mismo minuto, con situaciones de hasta un año de espera para hacer un estudio de alergias en niños, ha ejemplificado, y ha dicho que esta saturación de Pediatría añade más carga a los médicos de familia.

"No queremos hacer huelga, eso está claro, pero no es un fracaso nuestro", ya que quienes no han estado a la altura del análisis objetivo de la situación ha sido el ICS y la Conselleria de Salut, ha dicho Roca, y ha asegurado que son conscientes de que los paros pueden aumentar más las esperas de las personas para ser atendidas, pero en última instancia lo hacen por ellas.

Limitar a 28 visitas diarias

El presidente de Atención Primaria del ICS de MC Javier O'Farril ha destacado que son necesarios 12 minutos para atender a cada persona en visitas presenciales --y 6 en no presenciales--, por lo que es una de las peticiones que harán en la huelga, así como limitar a un máximo de 28 visitas diarias --23 presenciales y cinco no presenciales--, actualmente muy superior.

Pablos a explicado que la mañana de este miércoles han entregado la convocatoria de huelga a la Generalitat, y ha lamentado que cuando los gestores dicen que el sistema es sostenible gracias a los profesionales, es necesario matizar que es "sostenible por el recorte que han hecho a los trabajadores", y que se mantiene la asistencia por la profesionalidad y el sacrificio de estos.

Cita a las 48 horas

"Uno de los problemas graves que tenemos es la accesibilidad real", ya que solo el 33% de los pacientes consigue cita en el CAP en menos de cinco días, ante lo que la huelga reclamará el acceso a la consulta ordinaria programada en 48 horas, 30 días de demora máxima para derivaciones preferentes y 90 días máximo para las ordinarias.

También requerirán fijar una ratio de 1.300 pacientes por médico de familia, 1.000 por pediatra y 8.800 por ginecólogo, así como recuperar las retribuciones y condiciones de trabajo recortadas en 2010, percibir la retribución del complemento de carrera profesional desde su concesión, sin demoras, y hacer voluntarias y no obligatorias las guardias, entre otras demandas.