Ir a contenido

Sin los efectos psicoactivos

Coca-Cola estudia preparar bebidas de marihuana

La bebida contendría cannabidol, uno de los componentes presentes en esta droga, pero no es un psicoactivo

Agencias

Refrescos de Coca-Cola.

Refrescos de Coca-Cola. / AP / Gene J Puskar

La compañía estadounidense Coca-Cola ha informado este lunes de que está estudiando entrar en el mercado creciente de las infusiones de cannabis. El comunicado de la empresa ha llegado después de que el canal financiero canadiense BNN Bloomberg anunciara que el gigante de los refrescos estaría en conversaciones con el productor de marihuana Aurora para desarrollar bebidas con ese ingrediente.  La bebida contendría cannabidol (CBD), que es uno de los componentes presentes en el cannabis, pero a diferencia del THC (tetrahidrocannabinol) no es un psicoactivo, por lo que es legal en muchos países

"Junto a muchos otros en la industria de las bebidas, estamos siguiendo de cerca el crecimiento del CBD no psicoactivo como ingrediente útil en bebidas de bienestar alrededor del mundo", dijo la empresa en un comunicado difundido por varios medios.

Para reducir dolores

Los últimos años varias empresas han comenzado a comercializar bebidas con esa sustancia, y en el caso de Coca-Cola esos productos estarían diseñados principalmente para reducir inflamaciones y dolores, según BNN Bloomberg.

Las acciones de Aurora se dispararon hoy más de un 17 % en respuesta al supuesto interés de Coca-Cola en trabajar con la firma canadiense.

La compañía, en una nota facilitada a la cadena CNBC, confirmó que está preparándose para entrar en el mercado de las bebidas con cannabis, pero no quiso comentar nada sobre un posible acuerdo con la multinacional.

En agosto pasado, la estadounidense Constellation Brands, el grupo que fabrica la cerveza Corona, anunció una de las mayores apuestas hasta la fecha en el ámbito de las bebidas con cannabis al invertir 4.000 millones de dólares en la empresa de marihuana Canopy Growth, también con sede en Canadá.

En julio, la cervecera californiana Lagunitas (propiedad de Heineken) ya lanzó un agua con gas con sabor a lúpulo y con tetrahidrocannabinol (THC), el agente psicoactivo de la marihuana.

Canadá es uno de los pocos países del mundo que ha decidido legalizar el uso para ocio de la marihuana y cuenta con una importante industria.

En EEUU, algunos estados, con California como el más importante, han dado también ese paso, mientras que la ley federal aún persigue la sustancia