Ir a contenido

El juzgado ya investiga un delito de lesiones imprudentes

El derrumbe de la plataforma de Vigo se convierte en una lucha política entre PSOE y PP

La Xunta: lo relevante es si el Ayuntamiento comprobó que el festival se podía celebrar en el puerto

Abel Caballero: "El Partido Popular intenta engañar e intenta mentir, como de forma habitual¿

El Periódico / Agencias

Las autoridades investigan por qué se vino abajo la plataforma de Vigo. / FOTO: CARMELO ALEN / VÍDEO: ATLAS

Un accidente con más de 400 heridos en Vigo ha acabado convirtiéndose en un problema político en el que PP y PSOE -tanto monta, monta tanto- se pasan la patata caliente a la hora de señalar responsables de lo sucedido. El desplome de la plataforma ha ido seguido de un fuego cruzado de acusaciones entre las administraciones, con lo que con toda probabilidad será únicamente una investigación, ya iniciada, la que dirima responsabilidades. Si hace una semana el partido conservador denunciaba el estado de la zona, el lunes Ayuntamiento y Autoridad Portuaria chocaban buscando culpables y ahora ha entrado la Xunta en escena.

El vicepresidente gallego, Alfonso Rueda (PP), ha criticado al primer edil vigués, el socialista Abel Caballero, por sus declaraciones tras el hundimiento de una parte del paseo marítimo del puerto durante un concierto del festival O Marisquiño. "Creo que ponernos a discutir sobre quién era el titular de los terrenos, como esta haciendo el alcalde de Vigo, es desviar la atención de lo fundamental, que es si se podía o no haber autorizado un evento como el que tuvo lugar el domingo por la noche en la zona donde tuvo lugar", ha dicho en la 'Ser'.

Caballero explicó este lunes que la parte del paseo marítimo que se hundió estaba asentada sobre una estructura de hormigón antigua que fue la que colapsó y que es ajena al convenio firmado entre el Puerto de Vigo y el Ayuntamiento en 1992 para el mantenimiento de zonas de confluencia entre el puerto y la ciudad.

En este sentido, ha indicado que es el Ayuntamiento el que "podía haber dicho que no se celebrase la actividad y dijo que sí", al conceder la licencia a los organizadores del evento. Por tanto, cree que lo importante es saber si el Consistorio hizo las comprobaciones necesarias en el lugar para concluir que "para los miles de personas que se prevé" que acudan al festival, "esta actividad es segura en este lugar". 

Cortinas de humo y mentiras

Rueda, que considera un "pequeño milagro" que las consecuencias no hayan sido más graves, ha lamentado también que el alcalde, haya reprochado al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, que no estuviera presente en el lugar del siniestro. "Es una evidencia más" de que probablemente no le interesa hablar de lo fundamental, que es si el Ayuntamiento hizo o no las comprobaciones para que se realizase el evento", y por eso intenta generar "cortinas de humo", ha manifestado.

Por su parte, Caballero ha denunciado que el PP trata de usar el asunto con intereses políticos: "La zona de la que habla el Partido Popular se reformó por el puerto. El Partido Popular intenta engañar e intenta mentir, como de forma habitual".

En la misma línea, el portavoz de la Ejecutiva Federal del PSOE y alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha acusado a Núñez Feijóo de escurrir el bulto cuando se trata de afrontar sus responsabilidades y pedirlas cuanto se trata de otras personas.  "Le faltó tiempo para buscar" responsabilidades y no fue a ver a los enfermos, ha manifestado Puente, quien ha defendido la gestión de Caballero.

El juzgado ya investiga

El juzgado de instrucción número tres de Vigo, en funciones de guardia cuando se derrumbó una pasarela en el festival O Marisquiño, con el resultado de 428 personas heridas, investiga la presunta comisión de un delito de lesiones imprudentes, ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Galicia. 

Temas: Galicia

0 Comentarios
cargando