Ir a contenido

Catalá admite que queda "mucho por hacer" para inculcar la igualdad en la judicatura

El ministro se compromete a trabajar en el "cambio de leyes, comportamientos, culturas y el lenguaje" de los jueces

Montserrat reconoce que le "hubiera gustado" la presencia de más mujeres en la comisión que propondrá cambios en los delitos sexuales

El Periódico

El presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy, junto al ministro de Justicia, Rafael Catalá.

El presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy, junto al ministro de Justicia, Rafael Catalá. / CHEMA MOYA (EFE)

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha reconocido este miércoles que aún queda "mucho por hacer" para inculcar la política de igualdad en la judicatura, como en su opinión "ponen de manifiesto" algunas sentencias, en referencia al fallo de 'La Manada' que calificó la violación sufrida por una joven de abuso sexual y no de agrexión porque en opinión de los jueces no hubo intimidación. 

Ante esta situación, el titular de justicia se ha comprometido a trabajar para "cambiar leyes, comportamientos, culturas [...] fomentar la política de igualdad en la sensibilización de los profesionales, modificar estereotipos, mejorar el uso del lenguaje y el respeto a la víctima", desde el Gobierno y desde el conjunto de instituciones que tienen competencias en esta materia. 

En este sentido, ha asegurado, en la sesión de control al Ejecutivo en el Congreso, que se han incrementado un 187% las horas de formación de los jueces y un 460% el número de personas asistentes. 

Los reproches de la oposición

Para la oposición no es suficiente, y por ello el PSOE le ha pedido formación de género en la "fase de oposición", así como cursos a jueces y fiscales de manera continuada. La diputada socialista Adriana Lastra ha reprochado al ministro que se haya fijado en los "problemas singulares" del juez de 'La Manada' Ricardo Javier González, que en un voto particular pidió la absolución de los procesados, y no en el "enorme problema colectivo". "La justicia tiene que ser la última garantía de las mujeres, no el refugio del patriarcado", ha señalado.

Por su parte, la podemista Irene Montero ha criticado que el ministerio de Justicia haya invitado, de forma temporal, a mujeres a formar parte de la comisión que revisará los delitos sexuales en el Código Penal, lo que ha provocado la dimisión de una de ellas. "Se les están revelando las mujeres porque las están metiendo a capón", le ha espetado. 

A este respecto, la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, ha reconocido que le "hubiera gustado" una mayor presencia de mujeres. En todo caso, precisó que estar o no en el órgano consultivo es una "decisión personal". 

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.