Ir a contenido

Los delitos suben en Catalunya por primera vez en ocho años

Casi el 85% de los hechos delictivos cometidos en el 2017 han sido robos

Los atentados de Barcelona y Cambrils incrementan las cifras de homicidios

El Periódico

Retirada del cadáver de una mujer asesinada el jueves en Sabadell.

Retirada del cadáver de una mujer asesinada el jueves en Sabadell. / Susanna Saez

Los delitos y faltas aumentaron un 4,18% en Catalunya el pasado año, en el que se rompió por primera vez la tendencia a la baja desde 2009, en parte por el incremento de los hurtos en el metro y en comercios, los robos con violencia, las estafas, las agresiones sexuales y la violencia machista.

Así se desprende del balance de delitos y faltas conocidos el pasado año en Catalunya, que los Mossos d'Esquadra, intervenidos por el Gobierno tras la aplicación del artículo 155 de la Constitución, han dado a conocer hoy en un comunicado y no con la habitual rueda de prensa que efectuaban el 'conseller' de Interior y el jefe de los Mossos d'Esquadra (uno está cesado y encarcelado, y el otro cesado y procesado por sedición y organización para delinquir).

En concreto, según los datos facilitados por los Mossos, durante el pasado año se registraron un total de 508.274 hechos delictivos en toda Catalunya, un 85% de los cuales correspondieron a delitos contra el patrimonio -que crecieron un 4,64%- y un 9% contra las personas -que subieron un 1,22%.

En el ámbito de los delitos contra las personas, en 2017 en Catalunya se produjeron un total de 65 homicidios y asesinatos, que comparados con los 55 del año 2016 suponen un aumento de diez muertes delictivas más, con un aumento del 18,18%.

Cabe destacar que, de estos 65 asesinatos, 16 corresponden a los atentados terroristas que se cometieron en Barcelona y Cambrils (Tarragona) entre el 16 y el 21 de agosto del pasado año.

Sin tener en cuenta estos casos, el número de homicidios y asesinatos sería más bajo que en 2016, en concreto un 24,6% menos.

Uno de los tipos de delitos que descendió fue el de robos con fuerza en los domicilios, que se redujeron un 2,06% durante 2017 con respecto al año anterior.

Suben las agresiones sexuales

Por el contrario, durante el pasado año subieron en Catalunya, en el ámbito de los delitos contra las personas, las agresiones sexuales -en un 2,16%-, que ya se habían disparado en un 9,43% en 2016, en pleno escándalo por el caso de los Maristas.

Según los Mossos, las agresiones sexuales suponen el 1,6% de los hechos delictivos contra las personas y crecieron un 2,16% en 2017, al pasar de 741 a 757 casos. Desde 2013, en que hubo 603 casos de agresiones sexuales, este tipo de casos se han incrementado en un 24%, hasta llegar a los 757.

De las 757 agresiones sexuales del pasado año, el 58% se produjeron en viviendas, el 27% en el espacio público y el 10% en establecimientos, mientras que un 3% ocurrieron en otros tipos de centro y otro 3% en medios de transporte.

La ciudad de Barcelona es la que registró un mayor número de agresiones sexuales, con 212, seguida por L'Hospitalet de Llobregat, con 29, Sabadell, con 28, y Lleida, con 24.

Este tipo de delitos se concentra especialmente durante los meses de verano, en los que se produjeron 106 casos.

El 100% de los agresores sexuales son hombres, en su mayoría con entre 17 y 33 años de edad (48%), seguidos por entre los 34 y los 50 años (36%), la mayoría de ellos de nacionalidad española.

Violencia machista

Durante el pasado año también crecieron la violencia machista en el ámbito doméstico en un 2%, así como las lesiones, en un 4,1%.

Delitos contra el patrimonio

Respecto a los delitos y faltas contra el patrimonio, durante el pasado año se dispararon un 9,36% los robos y hurto de vehículos y en un 5,8% los hurtos, que pasaron de 198.849 a 210.443, en su mayoría (un 52%) cometidos en la ciudad de Barcelona, donde se incrementaron en un 9%.

El mayor incremento de los hurtos en Catalunya se produjo en establecimientos comerciales y en el ámbito de la movilidad, que se dispararon un 8,1% y un 19,8%, respectivamente. 

Los delitos de odio se disparan el 111%

 Los delitos de odio y discriminación por orientación política se dispararon un 111 % en Catalunya el pasado año, en el que pasaron de 72 a 152 casos, en su mayoría desde el referéndum del 1-O, cuando se registraron 89 casos con 106 víctimas, según los datos de los Mossos d'Esquadra.

Según los datos de la policía catalana, durante el pasado año se produjeron 152 delitos de odio y discriminación por orientación política, frente a los 72 del año anterior, lo que supone un aumento de más del doble, en concreto del 111 %.

Más de la mitad de los delitos de odio por origen político se produjeron en los últimos tres meses del pasado año, en el que se encadenó el referéndum del 1-O, las cargas de la Policía y la Guardia Civil para impedir la votación, la declaración de independencia votada por el Parlament, el encarcelamiento de varios líderes del proceso soberanista y las huelgas generales de protesta.

En concreto, a partir del mes de octubre se registraron 89 casos de delitos de odio por orientación política, con un total de 106 víctimas, según los datos de los Mossos d'Esquadra.

El conjunto de las víctimas de delitos de odio y discriminación en Catalunyaña subió en un 59 % con respecto al año pasado, al llegar en total hasta los 589 casos, frente a los 369 de 2016.

Además de los delitos de odio por orientación política, que fueron los que más crecieron, durante el pasado año también se dispararon los de motivación religiosa, que subieron un 75 %, al pasar de 32 a 56, y los de LGTBI-fobia, que aumentaron un 57 %, al pasar de 89 a 140 episodios.

También crecieron en un 41 % los casos de odio ético y por origen nacional o racial, que son los mayoritarios, al pasar de 156 a 216