Ir a contenido

tragedia en los alpes

Las familias recuerdan el tercer aniversario del accidente de Germanwings

Un centenar de familiares participan en un acto de recuerdo ante la terminal T-2 de El Prat

La ciudad de Haltern am See, de donde era un grupo de estudiantes fallecidos, también les rinde homenaje

Un hombre medita ante el memorial erigido en Le Vernet en recuerdo de las víctimas del accidente de Germanwings, este sábado.

Un hombre medita ante el memorial erigido en Le Vernet en recuerdo de las víctimas del accidente de Germanwings, este sábado. / ARNOLD JEROCKI / EPA

La ciudad de Haltern am See (oeste de Alemania) ha homenajeado este sábado a las 150 víctimas del vuelo de Germanwings procedente de Barcelona que hace tres años estrelló deliberadamente su copiloto, Andreas Lubitz, y entre las cuales se encontraba un grupo de escolares de esa población.

Exactamente a las 10.41 horas, momento en que se estrelló el aparato en los Alpes franceses, se ha guardado un minuto de silencio en la plaza Mayor de la ciudad, mientras que delante del centro escolar donde estudiaban los jóvenes han quedado depositadas algunas velas y flores en memoria de los 16 escolares y dos maestras muertos en la tragedia.

Los estudiantes de Haltern am See, una ciudad de 37.000 habitantes del estado de Renania del Norte-Westfalia, volaban de regreso a casa, tras haber participado en una estancia de intercambio con un centro escolar catalán.

La ceremonia de Haltern am See es el más destacado acto en Alemania en el tercer aniversario de la tragedia provocada por Lubitz, quien había estado bajo tratamiento psicoterapéutico por "tendencias suicidas" durante un largo periodo. Las investigaciones llevadas a cabo tanto por la fiscalía francesa como por la alemana concluyeron que Lubitz estrelló deliberadamente el aparato, aunque la familia del copiloto de Germanwings considera estas conclusiones meras especulaciones.

Acto en El Prat

Mientras tanto, un centenar de familiares de las víctimas del avión participaron el viernes en un acto en el exterior de la terminal T-2 del aeropuerto de El Prat. Los afectados recordaron a los pasajeros y tripulantes que perdieron la vida en el vuelo que iba de Barcelona a Düsseldorf. "No estábamos preparados, porque era imposible estarlo", expresó Clara Martí, familiar de una de las víctimas, que advirtió de que a pesar del paso del tiempo "la tristeza" los sigue acompañando.

Un grupo de familias han viajado asimismo hasta los Alpes, para participar en una ceremonia en recuerdo de las víctimas en la catedral de Digne-les Bains. Posteriormente se han desplazado a La Vernet, el pueblo más cercano al punto donde se estrelló el aparato, donde han depositado coronas de flores blancas en el monumento que se ha erigido en recuerdo de las víctimas.

0 Comentarios
cargando