Ir a contenido

INSTALACIÓN AEROPORTUARIA

El aeropuerto de El Prat tendrá una terminal satélite para los vuelos intercontinentales

Fomento anuncia la integración de los aeródromos de Barcelona y Girona, que incorporará una estación de AVE

El plan director del aeropuerto barcelonés prevé ampliar su capacidad acxtual de 55 millones hasta los 70 en el 2026

Ernest Alós

 Un avion de la TAP portuguesa  aterrizando en la terminal 1 del aeropuerto de El Prat.

 Un avion de la TAP portuguesa  aterrizando en la terminal 1 del aeropuerto de El Prat. / JORDI COTRINA

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha presentado este lunes un ambicioso plan director del aeropuerto de El Prat que marca como objetivo pasar de la capacidad actual para 55 millones de usuarios a una de 70 millones de pasajeros en el 2026. Para ello De la Serna ha prometido una inversión de casi 1.600 millones de euros para una serie de actuaciones que incluye la construcción de una nueva terminal satélite de la T-1 destinada a los vuelos intercontinentales. Para elevar la capacidad de absorción de pasajeros, descartada una nueva pista, inviable si se quieren respetar los espacios naturales del Delta, será el aeropuerto de Girona-Costa Brava quien adquiera este carácter de cuarta pista del de Barcelona: según el ministro, los aeropuertos de El Prat y Girona deben ser considerados a partir de ahora como "un único sistema", gracias a la construcción de una estación del AVE en el aeropuerto de Girona y servicios de lanzadera entre esta y Barcelona.

El plan de inversiones presentado en el aeropuerto de El Prat por De la Serna incluye las actuaciones ya en marcha o proyectadas para el periodo 2017-2021 (521 millones de euros en El Prat, incluyendo en enlace con Rodalies de la T-1, y 23 en Girona, un total de 544 millones de euros) más los nuevos compromisos de realización para el periodo 2022-2026 de proyectos que hasta ahora solo habían sido aspiraciones o reclamaciones de los sectores económicos catalanes y de la Generalitat (690 millones de euros en El Prat y 360 millones de euros en Girona). En total, para el periodo 2017-2026, 1.594 millones de euros (1.929 con IVA). La estación AVE del aeropuerto de Vilobí d'Onyar no solo había sido una reclamación, junto con la terminal satélite, del Gobierno catalán, sino que hasta ahora la Generalitat contaba con que tuviese que ir a su cargo.

Crecimiento sostenido, con un 9,1% más este enero

Tras haber alcanzado en el año 2017 una cifra récord de pasajeros de 47,3 millones, un 7,1% más que en el año anterior, con un 9,1% más de vuelos y un 14,9% más de tráfico de mercancías, El Prat sigue acercándose a su límite de capacidad actual, cifrado en unos 55 millones de pasajeros por año. Y lo hará sin pausa, sostiene el ministro, después de enlazar 56 meses seguidos de crecimiento de tráfico y haber alcanzado este mes de enero un aumento del 9,1% respecto al mismo mes del año 2017.

Según el discurso del ministro, a ritmo de visita semanal a Catalunya para lanzar el mensaje del compromiso inversor del Estado en Catalunya, los tiempos de recelos a que Barcelona operase como 'hub' de enlaces intercontinentales, si no de abierto sabotaje, han desaparecido. Lejos quedan aquellos momentos en que, como sucedió en el 2007, entidades como Fomento, la Càmara de Comerç, el RACC y las entidades financieras catalanas convocaban actos para reclamar que el aeropuerto de Barcelona funcionase como un 'hub' internacional. Uno de los participantes en aquel encuentro, el presidente de la Càmara, Miquel Valls, consideraba hoy "una gran noticia" el plan director presentado por Fomento, que "permitirá a Barcelona y a su área de influencia ganar más presencia internacional y consolidarse como economía exportadora en un mercado global".

De La Serna ha destacado que del 2016 al 2017 se ha incrementado la conectividad entre el Prat y América Latina en un 34%, con América del Norte en un 30,2%, con África en un 8,1%, con Asia en un 73,8% y con Oriente Medio en un 4,3%, y que entre el 2017 y el 2018 se establecerán 43 nuevas rutas intercontinentales.

Por ese motivo, la nueva terminal satélite de El Prat (no una T-3 sino un satélite de la T-1, situada cerca de la torre de control y enlazada subterráneamente) se centrará en los vuelos interccontinentales, con puertas de embarque y espacio de estacionamiento para 17 aviones de gran capacidad.

Aeropuerto de Barcelona-El Prat

Los nuevos proyectos

El plan director presentado hoy incluye  la construcción de un nuevo edificio satélite de la T-1 de El Prat para el que se prevé una inversión de 200 millones de euros, más 255 millones para la conexión subterránea para pasajeros y equipajes con la T-1, lejos de las previsiones más ambiciosas que se habian planteado (con presupuestos hipotéticos de hasta 800 millones de euros) para una tercera terminal. El nuevo edificio pretende, según el ministro, "potenciar El Prat como 'hub' intercontinental y ayudar a la internacionalización de la economía catalana".

Las inversiones incluirían también una nueva plataforma de estacionamiento de aeronaves (70 millones), un nuevo aparcamiento junto a la T-1, la ampliación de su muelle de embarque sur  y una inversión adicional a las previstas en el plan estratégico para desarrollos inmobiliarios en terrenos de El Prat anexos al aeropuerto, con la intención de instalar un polo de empresas relacionadas con el negocio aeroportuario, y la logística, especialmente el comercio digital.

Amplicación y conexión de Girona-Costa Brava

En el caso de Girona, se contempla de aquí al 2026 la ampliación en 52.000 metros cuadrados de la plataforma para estacionamiento de aeronaves, una ampliación de la terminal de pasajeros en 70.000 metros cuadrados, presupuestada en 275 millones de euros, y la construcción de una estación de AVE, con presupuesto de 55 millones de euros.

El planteamiento (para ahorrar costes y acortar plazos de ejecución) no es construir un nuevo ramal que lleve directamente a la terminal sino construir una estación en el actual trazado del tren de alta velocidad. "Está a menos de 500 metros de la terminal; como ejemplo, en el aeropuerto de Madrid estamos hablando de distancias entre estación y terminal de hasta tres kilómetros", ha apuntado el ministro.

Renfe deberá analizar ahora las infraestructuras y cambios en el servicio necesarios para que la nueva estación dé servicio, además de como parada de los servicios habituales de AVE, a una lanzadera Barcelona-Aeropuerto de Girona y, más hipotéticamente, aeropuerto-aeropuerto.

Aeropuerto de Girona-Costa Brava

Sin plazo para los camiones de la N-340

VISITAS CONTINUAS. El ministro de Fomento se ha convertido en un visitante habitual de Barcelona: ayer recordó la retahíla de proyectos que ha presentado en los últimos meses (el tren EVA, la cobertura de vías en Sant Feliu y Montcada) y avanzó los que se avecinan (la cobertura de vías en L’Hospitalet y las obras en los accesos de La Sagrera). La lección: “El Gobierno está actuando en Catalunya a un ritmo abrumador para mejorar su competitividad mientras otros prefieren enredar en otras cosas”.

LA RONDA DEL LITORAL. Entre las iniciativas presentadas en las últimas semanas, la ampliación a cuatro carriles de la ronda litoral en el Morrot puesta a información pública ha encontrado el rechazo frontal del Ayuntamiento de Barcelona. El ministro ha confiado en llegar a una solución consensuada a través del “diálogo” tras haber conseguido que el proyecto "durmiese el sueño de los justos". Fuentes del ministerio han recordado que la discutida ampliación es solo una de las alternativas planteadas, sin que el departamento se haya pronunciado por ella.

DESVÍOS DE LA N-340. De la Serna se ha reafirmado en su compromiso de desviar los camiones de la N-340 para reducir la siniestralidad pero ha advertido de que el trámite para lograr las rebajas de peajes es “largo”, aunque se intentará solucionar el problema con la “máxima celeridad”, y ha lamentado que su departamento se haya llevado “todos los palos” por incumplir unos supuestos plazos, que sostiene, su departamento nunca ha llegado a plantear.

.