Ir a contenido

infección invernal

La gripe ya es una epidemia en Catalunya y lo peor está por llegar

Los enfermos casi se han triplicado en una semana y 27 personas están hospitalizadas en situación grave

El epidemiólogo Antoni Trilla prevé este año más casos y más complicados

El Periódico

Pacientes en el centro de Cotxeres en la avenida de Borbó, este miércoles.

Pacientes en el centro de Cotxeres en la avenida de Borbó, este miércoles. / EL PERIÓDICO

La gripe ha entrado en la fase de epidemia en Catalunya esta semana, y de qué manera: se registran 248,5 casos de personas enfermas por cada 100.000 sanas, más del doble del umbral epidémico establecido para esta temporada, de 109,4 casos por cada 100.000 habitantes. Cerca de 30 personas, exactamente 27, están ingresadas en hospitales catalanes en estado grave. En la última semana del 2017 la infección afectaba a 97 de cada 100.000 ciudadanos. En solo siete días, pues, la afectación casi se ha triplicado. 

Las urgencias hospitalarias y los centros de atención primaria (CAP) están al límite y la situación ha desencadenado ya las protestas de sindicatos médicos, mientras lo peor de la epidemia aún está por llegar, ya que se prevé que alcance el pico máximo en las próximas semanas.

Citas en 25 días

El sindicato Metges de Catalunya (MC), mayoritario en el sector, y la federación de sanidad de CCOO consideran que la situación es "insostenible". Especialmente grave es en los CAP. MC ha puesto como ejemplo el caso del de Sant Adrià, donde el 2 de enero dos médicos atendieron 147 visitas en una mañana. El tiempo de espera para ser atendido es de hasta tres horas en la atención primaria. Hay casos de programación de visitas a 25 días vista con el médico de cabecera, según CCOO. Ambos colectivos culpan a los recortes de la precaria situación. 

Fuentes de los hospitales Vall d'Hebron, del Mar, Sant Pau y Clínic, de Barcelona; Germans Trias (Badalona); Bellvitge (L'Hospitalet); Parc Taulí (Sabadell), Joan XXIII (Tarragona) y Hospital Universitari Arnau de Vilanova (Lleida) han coincidido en hablar de "saturación" de las urgencias.

La Agencia de Salud Pública de Catalunya ha informado este jueves de los indicadores sobre la actividad gripal en Catalunya esta última semana, que "presenta un nivel que se corresponde con la actividad epidémica creciente de una temporada gripal habitual".

Esta situación de epidemia, que Salut considera de "intensidad moderada", se da en la mayor parte de las comarcas catalanas y se espera que en las próximas semanas aumente la intensidad de la gripe y llegue a un nivel alto, especialmente en las comarcas de Tarragona.

El epidemiólogo del Hospital Clínic de Barcelona Antoni Trilla ha explicado que esta temporada pueden registrarse mayor número de casos de gripe y más complicados, con una cepa más virulenta y agresiva, especialmente en pacientes frágiles. A su juicio, el virus de la gripe ha mutado y la vacuna solo es efectiva en el 25% de los pacientes.

Durante la última semana del pasado 2017, se registraron 27 ingresos hospitalarios de casos graves por virus de la gripe. Desde el inicio de la actual temporada de gripe se han notificado dos brotes de gripe, uno en una institución sanitaria asociado a virus tipo B, y otro en una residencia geriátrica del virus tipo A no subtipado.

Los menores de 0 a 4 años son los más afectados, con una tasa de incidencia del síndrome gripal de 905,6 casos por cada 100.000 habitantes:En la franja de entre 5 y 14 años afecta a 417 personas por cada 100.000 ciudadanos sanos.

Según el último informe del Sistema de Vigilancia de la Gripe en España, que analiza los datos de la última semana del 2017, la intensidad de la gripe es muy alta en Asturias, media en Cantabria, Catalunya y Madrid y baja en el resto de las comunidades autónomas.

0 Comentarios
cargando